Ninja Gaiden

ninja gaidenSi quieres katanas y fases más difíciles que digerir un hueso de jamón, probablemente deberías dejar de hacer el ñarder con la magia rota de NioH y ponerte manos a la obra con este incunable. Concretamente con el de Master System, que me parece bastante mejor que el que vio la luz en NES. También hay que decir que llegó como cinco años más tarde, así que era obvio que en algo debía mejorar a su versión NES, más allá de recuperar el nombre original del juego (en Europa el juego de NES se llamó Shadow Warriors).

El juego nos dejaba unas rutas bastante intrincadas, enemigos peleones y una muerte cruel que nos devolvía al comienzo del nivel, con la consecuente pérdida de pelo que nos ha llevado a la alopecia que sufrimos hoy. Las batallas contra los jefes no eran especialmente complicadas (si les pillabas el truco), aunque requerían de una paciencia comparable a la de un profesor de la ESO, ya que los bosses iban bien servidos de energía.

En 2004 la saga renació en Xbox, dejándonos uno de los videojuegos más difíciles de la historia, en el que hacía falta ser un verdadero ninja, fusionarse con el mando y encomendarse a la virgen de la Estrella (ninja).

  • Pro Tip: Disfruta tranquilamente de las cinemáticas, pues tras ellas deberás sufrir un nuevo nivel.
  • El dato: Si tuviéramos que ponderar la dificultad de una saga completa, Ninja Gaiden estaría perfectamente en el podio de las franquicias más cabronas de la historia.

Contra

Si eras niño en los años 80/90 tenías un 87,98 % de posibilidades de tener un vecino/primo/compañero de clase que tuviera una Ninpondo, y menos mal, porque si no nunca habríamos podido ver el final de Contra. Qué digo el final, probablemente hubiéramos tenido problemas para ver el final de su primera fase. ¿Qué pasa, no sabes por dónde voy? Verás, la Ninpondo, o cualquier otro clon de NES de los que abarrotaban los bazares por aquella época, solía llevar varios juegos precargados. Te decían que 200, 300, 25000 juegos inside, pero qué va, eran 15 o 20 con sus correspondientes adulteraciones.

Gracias a eso pudimos jugar a versiones de Contra con vidas infinitas…y aún así la cosa estaba jodida. No pasa nada, la obra maestra de Konami bien merecía unas cuantas palabrotas y una tarde de viernes perdida en casa de ese vecino tan tonto.

Aún a día de hoy seguimos con gran interés cualquier anuncio de la saga, si bien casi ninguna de las versiones posteriores han llegado a anidar en nuestro corazón de la misma manera que esta salvaje y dificultosa primera entrega, si acaso Contra: Hard Cops.

  • Pro Tip: Si juegas a dobles, sé vil y envía a tu compañero a la vanguardia para que muera primero.
  • No tuviste infancia si… no te pusiste un trapo de cocina en la cabeza para imitar a Bill Rizer y Lance Bean, las versiones de andar por casa de Stallone y Lundgren que protagonizaban el juego.

Super Mario: The Lost Levels

super-marioEl bueno del fontanero bigotón nunca supuso una verdadera amenaza para los jugadores. Sus juegos eran divertidísimos pero bastante asequibles, o al menos eso pensábamos. The Lost Levels es en realidad Super MArio Bros. 2, pero en vista de lo difícil que les quedó, a los PALetos nos dieron una versión tuneada de Doki Doki Panic, mucho más fácil para nuestras débiles mentes inferiores, o eso debieron pensar en las oficinas japonesas de la gran N.

En el año 1993 surgió uno de los primeros refritos “HD” de la historia, Super Mario All Stars, que reunía los primeros videojuegos de la saga en un solo cartucho, y ahí estaba esperándonos The Lost Levels, con el cuchillo entre los dientes y mucha mala leche en forma de plataformas.

Hoy en día hay muchas risas con las pantallas cuasi imposibles que diseña la gente en Super MArio Maker, pero aquellos niveles, AY, ¡qué mal nos lo hicieron pasar!

  • Pro Tip: Juega solo. Por más que intentes explicarle a la gente que te mira jugar que es un juego de Mario súper difícil y tal, quedarás como un parguela.
  • Momento putada: La precisa demoniaca fusión de plataformas escarpadas y enemigos puñeteros de algunas fases drenarán tu casillero de vidas a la velocidad de la Enterprise.

Super Meat Boy

super-meat-boy¿Qué daño podría hacerte un pedacito saltarín de carne cruda? Si tú respuesta es “ninguno” es porque no has probado uno de los plataformas más desquiciantes de la época que nos ha tocado vivir. La cosa comenzó como uno de esos juegos Flash pierdetiempo, y poco a poco se convirtió en un juego “serio” que ha alcanzado un gran estatus entre las franquicias actuales.

El cachocarne es muy mono, es genial para utilizar como avatar en Twitter o como fondo de pantalla, pero a la hora de jugar con él, mejor anula las citas para tus próximos cinco años. El juego tiene un gran control, directamente proporcional al reto que ofrecen sus docenas de desquiciantes niveles. Es un juego al que retorno asiduamente, y del que me voy muy cabreado el cien por cien de las veces.

  • Pro Tip: Si eres creyente… REZA MUCHO
  • Desearás que las gotas de sangre que desprende el filetillo fueran las tuyas para poder acabar con el sufrimiento de una vez por todas.

Hasta aquí mi puñado de juegos más difíciles que NioH. A lo mejor estás totalmente de acuerdo, puede que la bilis te esté consumiendo en este momento. Sea como fuere, usa el Foro y comenta cuáles son para ti los juegos más difíciles de la historia.

Artículos relacionados

1 2 3

Leave a Reply

Please Login to comment
  Subscribe  
Notify of