Llevar una tienda puede ser un trabajo costoso y agotador. Más todavía si los materiales que vendes los obtienes a base de matar monstruos en una mazmorra. ¿Vale la pena montar un negocio en un pueblo de mala muerte? Averiguadlo en nuestro análisis de Moonlighter para PS4.

Madre mía, pero que gusto da encontrar juegos fantásticos cuando menos me lo espero. No se si será por el desgaste mental que me dejó State of Decay 2 o por la alegría de volver a jugar a un indie de verdad, pero que jolgorio llevo en el cuerpo. Lo digo desde este mismo momento: títulos como el de hoy rebosan personalidad en su simpleza y poca complejidad de mecánicas. Así que quitadle el polvo a la habitación, preparad la bolsa de oro y abrid las orejas. Aquí os traigo el análisis de Moonlighter para PS4.

análisis de Moonlighter para PS4

Lo bueno empieza con una patada

Para introducir este curioso título de Digital Sun, debo sin duda alguna mencionar su nacimiento en Kickstarter. Tras recaudar una suma que superaba de forma espectacular la meta propuesta, estos muchachos de Valencia se pusieron manos a la obra con un título muy cuco. ¿Su premisa? Ofrecer una experiencia un poco diferente a las que estamos acostumbrados a ver.

El juego comienza con un joven que sueña con llegar a ser un héroe y vivir aventuras, Will. Pero los sueños son una cosa y la realidad otra muy diferente. Siendo sus padres los dueños de Moonlighter, la tienda más conocida de la villa de Rynoka, el destino de Will no reside empuñando una espada. Debe aprender a llevar el negocio familiar y a mantener el legado de Moonlighter. Y si es capaz, de volver a hacer Rynoka un lugar de comercio conocido por el reino. La vida de Will no es intensa, más bien aburrida. Pero tras la muerte de sus padres, decide acabar con la monotonía. O eso intenta al menos.

análisis de Moonlighter para PS4

Encontrado a las puertas de las ruinas por Zenon, anciano amigo de los padres de Will, el sabio lleva al joven hasta su hogar. Y tras ver su intento de obtener materiales de monstruos a base de escobazos, decide ayudarle. Y aquí es cuando comienza la verdadera aventura de Will.

¡Pareo a euro señora, pareo a euro!

Moonlighter es un juego que probablemente recuerde a muchos por su perspectiva a Zelda (Minish Cap concretamente no salía de mi cabeza durante el transcurso del juego). Y cierto es también que tenemos diferentes mazmorras temáticas en las que encontraremos enemigos diversos en tamaño y fuerza. Pero al final del día, todo lo recolectado por nuestro querido Will no se puede quedar recogiendo polvo en un baúl. Y es aquí donde llega la segunda parte más entretenida de Moonlighter: la venta de objetos.

análisis de Moonlighter para PS4

En un giro bastante inesperado, en dichas ruinas no encontraremos dinero, sino materiales. Ya sea derrotando enemigos o abriendo cofres, lo único que conseguiremos serán objetos pertenecientes a enemigos o civilizaciones misteriosas. Y aquí no existe el trueque: es la dura moneda de oro la que manda. Por eso, tendremos que ponerle precio a lo obtenido en estas mazmorras. También tendremos que reservar algunos objetos para desarrollar nuestro equipo y poder adentrarnos en las ruinas más peligrosas. Es aquí donde reside una mecánica muy adictiva de repetición correcta: ir a mazmorra, conseguir materiales, vender o guardar dichos materiales. Mientras que en otros títulos podría ser algo tedioso a la larga, en Moonlighter la cosa no es así. Vemos crecer nuestra tienda y nuestro pueblo a medida que mejoramos tanto a Will como a Rynoka.

Pero ojo cuidado, que no vale poner ramas a 999 euros. En función de las expresiones de los clientes, iremos viendo si los precios son justos, injustos, ridículos o una ganga (o si nos quieren robar objetos). Y creedme, cuando estáis vendiendo vosotros el producto, las gangas no son buenas para vuestro bolsillo. Ofrecer un objeto que os ha costado obtener para luego venderlo por menos de lo que podríais haber sacado duele. Pero esa es la magia de Moonlighter.

De Rogues y Mazmorras

Si lo de estar detrás de un mostrador no os llama y sois gente de acción, tranquilos. Cuando subamos la tienda de nivel dos veces, tendremos la opción de tener a una ayudante que nos venderá los objetos que le dejemos mientras nosotros continuamos buscando materiales en las ruinas. Y aquí es donde llega la otra parte emocionante del juego.

análisis de Moonlighter para PS4

Las ruinas tendrán diferentes biomas y temáticas, lo que hará que haya diversidad entre las zonas que visitemos. Al ser también un juego de carácter Roguelite (a diferencia de los Roguelike, los lite no te hacen volver a empezar desde cero todo), las salas de cada templo serán aleatorias. Cierto es también que tras varias horas en una misma mazmorra empezaremos a ver patrones, pero esto no es algo malo. La capacidad de aprender a leer el mapa y la distribución de los pisos es algo esencial para buscar materiales concretos o enemigos específicos. Y por supuesto, ¿qué es una mazmorra sin un jefe?

análisis de Moonlighter para PS4

Los jefes de Moonlighter son la mezcla casi perfecta entre un desafío agradable a la par que interesante. Cada uno ofrece un estilo diferente o una estrategia distinta, pero como se puede apreciar he dicho “casi” perfecta. Los dos primeros jefes son bastante sencillos, siendo el segundo casi un chiste (me lo pasé a la primera con armas con poco daño). Pero es a partir del tercer jefe cuando la cosa se pone tensa, ya que tienes que haber dominado la rodada para entonces si quieres salir ileso del enfrentamiento.

Lo bueno, si breve, dos veces bueno

No se me ocurre nada más que añadir sobre Moonlighter, y esto se debe a que el juego es corto para ser un Roguelite. Y no os vayáis a pensar que esto es algo, todo lo contrario: tiene una duración perfecta. Bien es cierto que me hubiera gustado ver un poco más de desarrollo de la tienda, ya que algunas mecánicas no se aprovechan del todo. La sección de descuentos, los objetos que se pueden colocar en la tienda,… Todos son visualmente atractivos, pero su función acaba siendo meramente estética. También se echa en falta un poco de variedad de armaduras, ya que no hay mucha diferencia entre llevar una u otra más allá de ir ligeramente más lento.

análisis de Moonlighter para PS4

Me dejo muchas cosas en el tintero, pero si no las digo es porque no quiero destripar todo lo que puede ofrecer este pequeño gran juego. Veréis personajes de otros juegos haciendo cameos y referencias peculiares a varios medios. Y sin duda alguna una organización de inventario muy interesante y creativa que espero ver de nuevo en otros juegos. Poco más puedo decir de Moonlighter salvo una cosa más: este es sin duda alguna un título que merece toda la atención posible.

Moonlighter
Jugabilidad muy adictiva y divertidaMecánicas sencillas y muy dinámicasAnimaciones pixel art muy agradables a la vistaVender objetos es una gozada
Algunos aspectos podrían desarrollarse un poco másLos objetos para la tienda dan la sensación de no ser muy útiles
9Viva el librecambismo
Puntuación de los lectores 0 Votos
0.0