Análisis de Shadow Arena

Análisis de Shadow Arena para PC

Llega la hora de luchar por nuestras vidas para ser el último en el mapa, esta vez en el universo de Black Desert, con este análisis de Shadow Arena.

El mercado de los battle royale está en auge, y no son pocas las franquicias y desarrolladoras que prueban suerte en este campo. No en vano PUBG y Fortnite mostraron el camino del éxito, cosechando grandes cantidades de jugadores e ingresos. Hoy toca analizar un título que prueba fortuna en este ámbito, basado en el mundo de Black Desert, el conocido MMORPG. Veamos cómo se las gasta en este análisis de Shadow Arena.

Resistiendo en la arena, con su toque personal

Hay que tener clara una cosa, y es que Shadow Arena nos ofrece lo típico de un battle royale: posibilidad de entrar al combate de forma individual o en equipo, participar en clasificatorias, entrenar nuestras aptitudes contra la IA o, simplemente, crear una partida personalizada. Sin embargo, la experiencia de juego es muy distinta a lo que podemos apreciar en otros títulos del género.

En primer lugar, tenemos a nuestra disposición varios héroes a elegir, cada uno de ellos con su jugabilidad propia, así como habilidades y comportamiento en el campo de batalla. Así pues, el plantel pasa desde una arquera capaz de plantar trampas y jugar con la distancia hasta un caballero lento pero con una espada más grande que el estado de Kansas, con sus respectivos golpes que te dejan en el sitio.

Análisis de Shadow Arena

Además, conforme vamos jugando con un personaje contra otros jugadores irá subiendo de nivel, lo cual nos otorgará piedras de habilidad. «¿Para qué sirven?», os preguntaréis. Pues bien, estos objetos se utilizan para mejorar las habilidades propias del personaje. De esta manera se nos incentiva a dominar a un héroe, para así poder sacar lo mejor del mismo. Pero cuidado, en la batalla sólo podremos llevar hasta tres mejoras de habilidad, dependiendo de si hemos potenciado todas o no. No encontraréis una Haru igual en cada arena.

Pero eso no es todo, ya que en el propio campo de batalla todo sucede de forma distinta a lo ya visto. Y es que, al comienzo de cada partida, tenemos un tiempo definido para equiparnos, en el cual si morimos resucitamos. Para conseguir dicho equipamiento hay que eliminar a unos NPCs llamados sombras, los cuales no suponen ningún problema. Aunque no es la única forma de potenciar a nuestro personaje, ya que en cualquier momento puede aparecer una misión, la cual si completamos nos otorgará potenciadores o equipamiento legendario.

Y claro, al final llega lo que todos esperamos, los juegos del hambre. Sobrevive, o muere. Aquí Shadow Arena sí sigue los estándares, teniendo que permanecer en el área designada si no queremos acabar como comida de las sombras. Eso sí, por el mapa siguen estando los NPCs para seguir equipándonos, además de los objetivos que ya he comentado.

¿Y cómo es el combate? La mejor palabra para definirlo es «frenético». En cuanto dos jugadores chocan, aquello se convierte en un festival de golpes, espadazos, habilidades y movimiento. Sin embargo, aquí sí que he visto que la persona que antes ataque tiene todas las de ganar, ya que te deja en el suelo y levántate si puedes. Eso sí, sigue siendo muy divertido, aunque a veces un poco injusto, pero soy manco, me lo merezco. Pobre Goyen, lo que tiene que sufrir bajo mis manos…

Una arena ciertamente encantadora

Pasando a un plano más artístico, lo cierto es que desde el principio Shadow Arena entra por los ojos. Los movimientos de los personajes y las habilidades son fluidas, además de contar con unas animaciones bastante espectaculares. A su vez, la arena posee una gran diversidad de biomas, pasando desde los prados verdes hasta asentamientos humanos con sus murallas, campos de agricultura o ciénagas. Y todos ellos lucen estupendamente, siendo uno de los mejores apartados de este juego. Eso sí, si nos fijamos detenidamente en algunos elementos con la cámara sí que podemos apreciar dientes de sierra.

Y bueno, cambiando al plano del sonido, aquí nos encontramos con algo más tranquilo. No esperéis que en combate se sucedan temas épicos, ya que el silencio impera sobre todo. Ojo, eso no es malo, ya que de esta forma nos transfiere esa sensación de inquietud sobre qué va a pasar, si hay alguien cerca que me va a matar o la soledad que sufrimos. Eso sí, nuestros personajes sí que se esforzarán en cada momento, en un perfecto inglés, japonés o coreano. Además, mención especial a los temas existentes, ya que por ejemplo al seleccionar el personaje con el que lucharemos podemos apreciar una melodía epiquísima, que nos empuja a luchar por la victoria.

Finalmente, hablemos de cómo conseguir los personajes. Siguiendo el mismo patrón que varios MOBA, Shadow Arena apuesta por una rotación de héroes, que podremos utilizar sin gasto alguno. Si alguno de estos nos ha convencido, siempre podremos comprarlo en la tienda, utilizando para ello la plata que obtengamos jugando, o pagando con dinero. Por lo tanto, siempre podremos conseguir todo el plantel gratuitamente.

Destrozando sombras y jugadores

Llegamos al final del análisis, y con ello a las impresiones finales. Este es vuestro lugar si no habéis querido leer toda la parrafada y buscáis un resumen de todo. Vamos al grano, Shadow Arena nos ofrece una forma de disfrutar los battle royale distinta a lo visto hasta ahora, aunque la esencia del mismo sigue ahí. Son los añadidos, como el desarrollo de los personajes o los objetivos en cada partida los que diferencian a este título de otros del mismo campo.

Con un apartado gráfico cuidado y una jugabilidad interesante, aunque algo simple en cuanto dos jugadores chocan en un combate, Shadow Arena nos ofrece un battle royale entretenido y frenético, en el que siempre estaremos linchando a algo, ya sea jugador o NPC, pero que podría pulir algo más la jugabilidad para lograr un combate entre jugadores más satisfactorio.

Análisis de Shadow Arena
Análisis de Shadow Arena para PC
Nos gusta
El transcurso de la partida y los combates son frenéticos.
Adiciones a la fórmula del battle royale interesantes.
Cada personaje es completamente distinto al resto.
Puede mejorar
Los combates entre personajes pecan de ser un poco caóticos.
Algunos elementos de la arena tienen dientes de sierra.
7.2