Análisis de wipEout Omega Collection para PlayStation 4

Más de 20 años del nacimiento de una de las sagas más rápidas. Nuestro análisis de wipEout Omega Collection para PlayStation 4 llega como un rayo para que os animéis a coger vuestro pod.

No tenía más de 10 años cuando el primer wipEout llegó a PlayStation y me quedé embelesado con tanta velocidad. Y no fui el único. Durante más de 20 años, wipEout ha llegado a múltiples plataformas -PlayStation, Nintendo 64, Sega Saturn, PC…- pero ha sido Sony la que finalmente le acabó dando un hogar fijo. Este análisis de wipEout Omega Collection es una celebración con tres de sus mejores títulos como agradecimiento a los aficionados que han dado su apoyo a esta saga.

Nada más empezar, tenemos a nuestra disposición distintos modos de juego, las diferentes campañas, el multi local y el juego online. Mientras que en el modo campaña podemos elegir entre wipEout 2048, wipEout HD y wipEout Fury, sólo los dos primeros estarán disponibles en los otros modos.

Correr para ganar VS Luchar para ganar

En cualquiera de los wipEout a los que vayamos a dedicar nuestras horas de juego tendremos que conseguir medallas para poder avanzar. Cada evento nos pondrá un objetivo para poder conseguir una medalla de bronce y, obviamente, cuanto mejor quedemos, mejor nuestra medalla. Sin embargo, tanto en 2048 como en HD, nuestros eventos serán principalmente carreras y contrarrelojes. En Fury cambia radicalmente la cosa. Si bien seguimos teniendo carreras, la furia del título se muestra en estos eventos.

analisis de wipeout omega collection para playstation 4

Muchos consistirán en conseguir puntos atacando y destruyendo a nuestros rivales. Otros implicarán dar vueltas por el mismo circuito disparando a minas para conseguir un mínimo de puntuación. Si bien es un cambio bastante interesante a correr sin más, da la sensación que, vista la falta de variedad en los ataques, acaba siendo repetitivo y una cuestión de suerte.

Ataques sin mucha variedad

Tal como ocurre en otros arcades de velocidad, en los circuitos veremos unos indicadores que aumentarán nuestra velocidad. Las cruces, sin embargo, nos darán distintos power-ups que nos ayudarán a ganar y a hacerle la vida imposible a nuestros rivales. Desde un cohete a tres en línea, bombas, minas, misiles guiados, metralletas pasando por escudos, turbos y pilotos automáticos. No olvidarnos del terremoto, una onda de choque que ataca a todos los rivales por delante o el plasma, un arma increíblemente poderosa pero muy difícil de acertar.

A pesar de que parece que hay muchos, tenemos la sensación desde el principio que son todos muy parecidos entre sí. También que parece como algo pensado a posteriori en el momento de lanzar el juego en su momento. Podéis verlo vosotros mismos ya que el primer evento de wipEout 2048 no incluye armas, mientras que los siguientes sí, mostrando una gran diferencia en la jugabilidad.

Esto no quita que las carreras resulten frenéticas y nos mantengan en vilo hasta que cruzamos la línea de meta. Por si fuera poco, los tres wipEout tienen un montón de circuitos y naves desbloqueables por lo que tendréis mucho juego por delante.

Continua leyendo el análisis de Wipeout: Omega Collection en la siguiente página.
1 2