BitBack: Punch Out!!

Si hay algo que siempre se le ha dado bien a Nintendo ha sido diseñar juegos de cualquier género dándoles su toque particular y terminar creando escuela. Y hay que ser sinceros, son muy pocos los géneros a los que Nintendo no les ha echado mano.
Vale que no hay muchos videojuegos de lucha propios de Nintendo, pero hace ya algunos añitos la Gran N nos sorprendió con un exitoso juego de boxeo. A nuestras manos llegó Punch Out!!
Para ser un juego programado para NES, un sistema con bastantes limitaciones, hay que reconocer que el trabajo de Nintendo fue digno de mención.

BitBack punch out

Nuestro rol es el de controlar a Little Mac un aspirante a convertirse en el campeón de campeones, en todo un as del ring. Para intentar conseguirlo deberemos empezar desde abajo, derrotando otros aspirantes o viejas glorias del boxeo, hasta llegar a enfrentarnos a auténticos pesos pesados del ring.
Aunque no es necesario más argumento para un juego de boxeo, entre rounds se nos mostrarán en pantalla dos viñetas, una para el contrincante y otra con nuestro protagonista y nuestro entrenador. En esta pantalla podremos consultar alguna estadística, algún comentario que nos mostrará algo de la historia del rival, e incluso consejos de nuestro entrenador para hacernos con la victoria.

La supuesta violencia que podríamos esperar de un juego basado en el boxeo queda bastante camuflada gracias a su aspecto gráfico. No me malinterpretéis, porque vamos a tener que castigarle de lo lindo la lomera a nuestros rivales para derrotarlos, pero los característicos gráficos caricaturizados suavizan mucho cualquier aspecto violento o agresivo que pudiésemos imaginar.
Y tampoco les quedó nada mal, ya que ayudó a darle un aspecto desenfadado pero sobre todo cómico al juego.
Tan desenfadado es el juego que incluso el árbitro es el mismísimo Mario. Con su típica gorra roja pero sin su peto de fontanero, ya que como buen árbitro de boxeo va vestido con su correspondiente esmoquin.
El aspecto sonoro, con sus lógicas limitaciones, cumple muy bien con su cometido. No sólo podremos oír el correspondiente gong al principio de cada combate, si no que también nos encontraremos como en auténtico combate de boxeo gracias al sonido del público que anima a los púgiles en busca de sangre y violencia.

Punch Out!!Punch Out!!

Pero de entre todos los aspectos a tener en cuenta, la jugabilidad es el más espectacular de todos. Ya no tanto por la variedad de movimientos o su espectacularidad, si no por el detalle con el que hemos de ejecutar cada movimiento para poder superar cada combate y no terminar besando la lona.
Los botones de acción A y B servirán para dar puñetazos, izquierdo y derecho respectivamente. Los movimientos son algo más limitados, ya que no podemos movernos libremente por el ring. Con el movimiento lateral tan sólo podremos dar un paso a cada lado, para esquivar los ataques que nos lancen nuestros rivales. Y pulsando abajo en la cruceta, adoptaremos una posición defensiva.
Lo divertido está en combinar todas estas posibles acciones en combate con otro pequeño factor, los corazones de que disponemos en cada combate, y que sirven para indicar nuestro nivel de stamina o resistencia. Estos corazones irán disminuyendo según recibamos golpes o incluso si damos golpes a nuestros contrincantes mientras se defienden. Si el contador llega a cero, nuestro personaje queda totalmente agotado y sin capacidad de atacar, incluso sin capacidad de defenderse en ciertos casos. Para recuperar la resistencia, deberemos ir esquivando los ataques que nos lancen.
A pesar de que el patrón de ataques de cada enemigo está muy bien definido, no es tarea fácil anticiparnos a todos los ataques, ya que pueden variar entre distintos tipos de ataque o en la velocidad de los mismos. En la mayoría de ataques que nos lanzarán los contrincantes siguen adoptando una posición defensiva, si les atacamos entonces, además de no conseguir reducir su vida, nos agotaremos. La clave está en estar atentos a los ataques con los que rompen claramente su defensa, tras esquivarlo debemos dedicarnos a golpearlos todo lo que podamos. En estos casos, no perderemos corazones salvo que el enemigo llegue a protegerse, cosa que terminará haciendo.

Punch Out!!Punch Out!!

Si somos más conservadores y decidimos adoptar una posición más defensiva no estaremos tomando una decisión muy correcta. Aunque no será la misma cantidad, nuestra barra de vida también irá agotándose, así como nuestros corazones, pudiendo terminar con la vida medio consumida y con Little Mac totalmente agotado.
La clave está en tener mucha paciencia, en saber esperar a atacar en el momento preciso y no hacerlo a lo loco. Básicamente, este juego no está hecho para ansiosos y amantes de la acción directa, está pensado para ser jugado con calma y estrategia.
Aunque también hay lugar para un poquito de acción. Junto con el indicador de corazones, hay un indicador de estrellas. En cada combate podremos acumular un máximo de tres, y pueden ser obtenidas según lo habilidosos que seamos a la hora de asestar una serie de puñetazos a nuestros enemigos. ¿Para qué sirven? Pues para ejecutar nuestro golpe definitivo, un uppercut o gancho, mucho más efectivo que nuestras series de puñetazos.
¡Ah! Y cuidado con besar la lona. Al igual que si cae derribado nuestro contrincante, Mario aparecerá para cantar la cuenta atrás, durante la que podemos aporrear los botones A y B para levantarnos. Bueno, ¿entonces no pasa nada, no? Pues sí que pasa, por muy fuerte que aporreemos los botones, si nos derriban cuatro veces, ya no podremos levantarnos en ese cuarto y último derribo. Aunque sí que podremos tomar la revancha. Pero las revanchas también están limitadas a tres como máximo. Al no haber cuarta revancha, en caso de que lleguemos a ese extremo, nos tocará empezar de cero.

Punch Out!!Punch Out!!

Si sóis tan nostálgicos que pensáis en haceros con alguna copia del juego, tened en cuenta que no han sido pocas las versiones que ha habido de este juego. Y no me refiero a secuelas o ports en otras consolas, si no distintas versiones en la propia NES.
La primera edición se publicó en EEUU bajo el nombre de Mike Tyson’s Punch Out!! Además de usar la imagen del boxeador con fines comerciales y de promoción, el jefe final del juego era el mismísimo Mike Tyson. Aunque esta versión terminó viendo la luz en territorio nipón (además del europeo), no se publicó hasta que no tuvieron asegurado el éxito en EEUU. Eso sí, hasta la llegada del título, a través de un concurso se distribuyó una edición especial y limitada llamada Punch Out!! Gold Edition. El cartucho llevaba un acabado de color dorado y Mike Tyson fue sustituído como enemigo final por Super Macho Man, quien repetiría este rol en Super Punch Out!!
El juego fue un éxito, así que fue necesario hacer nuevas copias del juego para ser distribuídas, pero el contrato con Mike Tyson había finalizado y ya no podían hacer más uso de su imagen. Fue en ese momento cuando el juego pasó a llamarse únicamente Punch Out!! y el papel de enemigo final recayó sobre Mr. Dream, un personaje diseñado para la ocasión.

Ya sabéis culpables, os toca desempolvar vuestros de boxeo y lanzar un gancho a ritmo de 8 bits. ¡Y cuidado si alguien intenta morderos la oreja!