BitBack: Super Mario Kart

No son pocas las mascotas de videojuegos que han terminado tocando todos los géneros jugables posibles abandonando sus orígenes momentáneamente. Muchas sí, pero no todas lo han conseguido con el mismo éxito. Sin duda, a pesar de todo lo que podríamos echar en cara o criticar (constructivamente) a Nintendo, hay que reconocer que siempre ha sabido hacer muy bien su trabajo a la hora de transportar a Mario fuera de las plataformas y tuberías.

BitBack super mario kart

Uno de estos primeros saltos de Mario se produjo con Super Mario Kart. Vale que los puristas de la conducción tendrán mucho que decir sobre este título y sus secuelas. Puede que hasta tengan razón en lo que digan, pero sólo os diré que si alguien no es capaz de disfrutar y divertirse con Super Mario Kart se deba posiblemente a que esté muerto por dentro.
Y es que cuando un juego está hecho por y para divertirse, sólo queda eso, divertirse. Y en este caso, la diversión está asegurada.

Puede que con todas las secuelas que ha habido hasta ahora (y habrá, por supuesto) y todas sus novedades, puede que haya más de uno que vea Super Mario Kart demasiado simplón… ¡¡¡ERROOOR!!!
Pocos juegos de la época, dentro de su estilo lógicamente, aprovechaba tan bien la potencia y posibilidades de Super Nintendo.

Una de las señas de identidad más emblemática y clásica de este primer título de la saga es que durante el juego, siempre estaremos jugando en split-screen, aun en el modo de un sólo jugador. En la pantalla superior podíamos disfrutar del juego en sí, y en la pantalla inferior se nos mostraba el mapa del circuito donde teníamos continuamente monitorizados, además de a nosotros mismos, a todos nuestros contrincantes en la carrera.
Ambas pantallas, aunque con distinta perspectiva, usaban el impresionante Modo 7 que tan bien se le daba manejar a Super Nintendo. Gracias a este efecto conseguíamos tener una sensación de profundidad durante el juego gracias a ese efecto de falsas 3D que generaba.

Super Mario KartSuper Mario Kart

Todos los escenarios del juego están basados de un modo u otro en el universo Mario. Y para ser más exactos, en este primer Super Mario Kart, los escenarios están basados en Super Mario World, a excepción del Rainbow Road. Con la publicación de nuevas secuelas y con la inclusión de nuevos personajes en cada entrega se han ido ampliado las fuentes de inspiración para los escenarios, aunque como he dicho antes, siempre estando relacionadas con Mario o el resto de personajes del juego.
El grafismo del juego está lleno de referencias fácilmente identificables, las tuberías, nubes o arbustos que nos encontraremos tienen el diseño típico de la saga plataformera. Incluso Lakitu (la tortuga montada en una nube) es quien nos dará la salida o mostrará las banderas correspondientes durante cada carrera.

Super Mario KartSuper Mario Kart

Siguiendo con las similitudes con la saga plataformera de Mario, en cada carrera también podremos recolectar monedas. Eso sí, en lugar de estar “sueltas” como cabría esperar, están incrustadas en el suelo. Para poder seleccionarlas deberemos pasar sobre ellas. Recolectándolas conseguiremos ciertas ventajas como una mayor velocidad o cierta protección ante ciertos ataques o choques.
Del mismo modos, en el suelo también nos encontraremos con unos bloques con un interrogante, típico de la saga, de donde podremos conseguir distintos items o power-ups. Algunos de ellos serán, por ejemplo, caparazones o pieles de plátano que podremos lanzar a nuestros contrincantes, la típica estrella que nos dará invulnerabilidad temporalmente, o setas que nos permitirán dar pequeños acelerones.
También se pueden recolectar items especiales que variarán entre cada uno de los personajes disponibles. Para Mario y Luigi el item especial es la estrella. La Princesa Peach y Toad pueden lanzar setas venenosas que encogen a quienes las toquen. Koopa Troopa, Donkey Kong Jr. (el Donkey Kong renovado tras Donkey Kong Country no aparecerá hasta Mario Kart 64) y Yoshi lanzarán respectivamente caparazones, pieles de platano y huevos, aunque las consecuencias serán distintas. Mientras la piel de plátano sólo hará que perdamos el control, los huevos de Yoshi harán que perdamos el control y todas las monedas que tengamos acumuladas. Y por último, Bowser, que podrá escupir bolas de fuego.
Cada uno de los ocho personajes disponibles tendrá distintas habilidades. Mientras que Mario es el más equilibrado, Toad tendrá mejor maniobrabilidad pero menos velocidad y Yoshi tiene mejor aceleración pero peor control, sobre todo tras haber chocado.

Otro factor fundamental en la jugabilidad es el factor estratégico que nos brindan ciertas habilidades. Los derrapes son fundamentales durante la carrera, sobre todo, en determinadas curvas, ya que nos permitirán ganar unos pocos segundos o recortar distancias con nuestros contrincantes.
El otro factor estratégico son los saltos, que también nos ayudarán en las curvas, ya que saltando podremos controlar la velocidad en la curva. Y es que, si apurábamos demasiado el derrape en ciertas curvas, podíamos terminar perdiendo el control del kart.

Super Mario KartSuper Mario Kart

La duración del juego la verdad es que es bastante longeva. Desde el principio dispondremos de los tres campeonatos principales, Copa Champiñón, Copa Flor y Copa Estrella, en dos dificultades, 50cc y 100cc. Tras superarlas se desbloqueaba la Copa Especial, y tras superar esta misma, un nuevo nivel de dificultad, 150cc.
A esto hay que sumarle el típico modo contrarreloj, denominado como Time Trial. Si todo esto os sigue pareciendo poco, también existen tres modos de juego multijugador. En el primero de ellos jugaremos como en el modo normal de un jugador, sólo que en este caso habrá dos corredores controlados por humanos en lugar de uno, y como no, podremos correr en los mismos escenarios. Match Race es muy similar al anterior, pero será una carrera 1 vs. 1, sin contrincantes controlados por la CPU. Y por último Battle Mode, un modo de juego especial que será jugado en cuatro escenarios exclusivos para este modo en el que cada jugador tendrá tres globos. La misión de cada jugador es evitar que destruyan sus propios globos y destruir los del contrincante. Quien pierda los tres globos, perderá la partida.

Con la publicación de cada nueva entrega, si sóis fieles de la saga Mario Kart, habréis comprobado que nos son pocas las novedades añadidas en cada nuevo título. ¿Qué nos tendrá guardado Nintendo para futuras entregas? Sólo esperemos que siga cuidando esta franquicia tan bien como hasta ahora.