Bit'em Up (XLIX) – Especial Navidad Culpable – Die Hard Arcade

Después de darle muchas vueltas al tema de hacer un Bit’em Up especial con temática navideña ha sido inevitable que terminase viniéndome a la cabeza una de las películas más navideñas que jamás ha habido, La Jungla de Cristal. Y por eso mismo en este especial tan particular vamos a hablar sobre Die Hard Arcade.

Por si no fuera suficiente gancho un juego inspirado en la primera película protagonizada por John McClane, los encargados de materializar este título no fueron otros que el estudio #AM1 de SEGA en colaboración con una de sus filiales americanas, aunque hay que reconocer que el principal atractivo es su relación con la saga cinematográfica de Bruce Willis. Originalmente fue publicado en Japón como Dynamite Deka (Detective Dinamita literalmente) a pesar de tener un desarrollo totalmente inspirado en la película. Fue al dar el salto a los EEUU cuando el nombre se cambió por el que se le conoce tanto en EEUU como en Europa, Die Hard Arcade. No estoy muy seguro del por qué, pero seguramente se debiese a tema de derechos de licencias o algo parecido.

Puede que a día de hoy podamos considerar que el juego tiene un apartado gráfico bastante limitado tirando a pobre, pero hay que tener en cuenta que este arcade fue publicado en 1996 y que por aquel entonces el acabado gráfico era excepcional. La acción se nos presentaba en unos entornos poligonales en los que todavía predominaban los fondos con sprites, por aquello de las limitaciones técnicas.

Die Hard ArcadeDie Hard Arcade

La jugabilidad por su parte estaba planteada como un beat’em up de la vieja escuela que a pesar de no suponer ninguna novedad en el género es lo más idóneo para un título en el que ha de primar la acción pura y dura. Los escenarios por los que iremos avanzando están bastante limitados desde el punto de vista que cada uno de ellos será una estancia particular del rascacielos como pueden ser una sección del parking, uno de los recibidores en los que hay ascensores, una sala en concreto… de ese modo se sacrifica el tamaño de cada escena de acción para poder mostrarnos una mayor cantidad de enemigos en pantalla.
En cada fase nos encontraremos varias estancias de este tipo que deberemos ir superando para llegar al final. El modo de superar cada una de esas secciones es derrotando a todos los enemigos que se nos pongan por delante en ese momento, una vez derrotados todos pasaremos a la siguiente sección, en algunos de los casos incluso con cinemática (con los gráficos del juego) de por medio.

La manera de enfrentarnos a los enemigos ya supondréis cual será, golpes, golpes y más golpes, los cuales se distinguen entre puñetazos y patadas. Aunque como todo buen juego de “yo contra el barrio” podremos encontrarnos con todo tipo de armas repartidas/escondidas por los escenarios o algunas que aparecerán tras derrotar a ciertos enemigos. Como no podía ser de otro modo no faltarán las pistolas (con munición limitada) pero nos encontraremos con otras armas de fuego mucho más potentes como lanzamisiles o con otras más surrealistas como podrían ser la escoba o incluso un spray que no estoy seguro, pero a mí me da que se trata de un bote de laca. No tiene el mismo efecto que un misilazo entre ceja y ceja pero escuece que no veas.

Die Hard ArcadeDie Hard Arcade

Una vez estemos armados con algún arma de fuego sólo podremos disparar hasta que agotemos la munición, pero algunas armas como la escoba nos permite realizar distintos ataques en función de si pulsamos el botón del puñetazo o el de la patada. Personalmente me quedo con el molinillo escobero.
Estando desarmados no sólo podremos atizar golpes como si no hubiese mañana si no que además de combos de mayor o menor efectividad también podremos realizar llaves (al estilo wrestling) que restarán más vida a los enemigos que los ataques normales. Ciertas armas como las pistolas también nos permitirán realizar ciertas “llaves” adaptadas como agarrar a un enemigo, tumbarle en el suelo bocabajo y ejecutarlo vilmente. Dicho así puede quedar muy violento, pero qué queréis, es un juego basado en La Jungla de Cristal.
Con cada cambio de escenario eso sí, perderemos el arma que llevemos equipada en ese momento para volver a empezar en la siguiente con nuestros puños desnudos, a excepción de las pistolas normales que podremos mantener siempre y cuando nos quede algo de munición.

Avanzar y golpear, avanzar y disparar, avanzar y hacer una llave que rompa la espalda a los enemigos, avanzar y… sí, hay algo más en la jugabilidad que diferencia a Die Hard Arcade de otros juegos del mismo género. No es algo exageradamente original pero siempre se agradecen ciertos toques de aire fresco en estilos tan clásicos como el de este caso.
En ciertos momentos deberemos hacer frente a eventos QTE, sobre todo en los cambios de secciones y el más recurrente de todos es el de nuestro protagonista corriendo por un pasillo (en primera persona) en el que se nos indicará que debemos atacar (puñetazo o patada) a un enemigo que aparecerá inminentemente. Realizar algún QTE de manera erróneo puede suponer que avancemos sin más a coste de perder parte de nuestra vida o que tengamos que enfrentarnos de modo estándar contra algún enemigo particular para poder seguir avanzando.
A pesar de que el QTE correpasillos es el más típico nos encontraremos otros en los que deberemos esquivar algún objeto/elemento/enemigo que se vaya a avalanzar sobre nosotros o incluso otros que están a medio camino entre el QTE y la acción normal como las escenas de subir escaleras en las que deberemos saltar de una a otra para esquivar los ascensores que van subiendo o bajando.

Los final boss que nos encontremos al final no supondrán un reto especialmente difícil en sus mecánicas o modus operandi, pero hay que tener en cuenta que su resistencia, nivel de vida y fuerza serán bastante superiores a las nuestras. Así que más nos vale ser rápidos esquivando, intentar llegar con el máximo de vida posible y hacernos con algún arma potente con la que enfrentarnos a ellos.

Die Hard ArcadeDie Hard Arcade

Como buen arcade se podrá jugar a dobles a excepción de los QTE en los que sólo intervendrá uno de los personajes para aparecer de nuevo los dos a su finalización. A la diversión añadida que supone el multijugador en las recreativas hay que sumarle que como el argumento del juego nos pone como excusa el rescate de rehenes entre los que se encuentra la hija del presidente de los EEUU, si ambos jugadores sobreviven hasta el final del juego deberán enfrentarse el uno contra el otro (¿a qué os suena esto?) para ver quién es el verdadero héroe que rescata a la dichosa niña.

Aunque la recreativa tuvo un éxito bastante importante el juego ganó notoriedad gracias a la conversión directa que se hizo en Sega Saturn gracias a que fue originalmente diseñado en una placa basada en la misma tecnología que la 32 bits de SEGA.
Algo parecido pasó con la secuela directa que terminó siendo versionada en Dreamcast pero con ciertas diferencias respecto de su predecesor. Para esta ocasión no se contó con ningún tipo de licencia oficial de la afamada saga de películas, provocando que mientras en Japón se publicase como Dynamite Deka 2 en el resto de Europa lo hiciese como Dynamite Cop.

Amantes del cine de acción, amantes de los juegos de acción, amantes de lo clásico, este es vuestro juego. Yippee ki yay culpables!!!