Empieza la temporada de invierno en Konoha y lo hace con un arco que, otra vez, vuelve a tirar de nostalgia. Boruto: Naruto Next Generation 40 no cambia.

Bueno, culpables. Se acabó el parón de año nuevo. Ya no hay excusas. Las cosas vuelven a su cauce y Boruto: Naruto Next Generation 40 hace lo propio con su… bueno. Lo que sea que intente hacer. Así que afrontamos la nueva temporada de invierno de camino a cerrar el primer y nefasto año del anime.

Tras haber presentado a los tres ninjas del equipo 7, ahora toca irse de misiones. Lo que pasa es que han vuelto a elegir algo que nos huele a reciclado. Sí. Otra vez. Por enésima vez. Estos no aprenden. ¿Veremos algún día algo original y que no sea relleno? Que a este paso (y con excepción de la saga de Sarada y la de Mitsuki) todo, pero absolutamente todo, ha sido “relleno”.

Nos vamos de misión

Boruto, Sarada, Mitsuki y Konohamaru se van de misión. Ya iba tocando ver algo serio. Y, como es natural, todo aquí huele a reciclado.

La historia nos vuelve a colocar en una misión aparentemente sencilla que, mira tú por dónde, se complica bastante. Hay puentes de por medio y ninjas malotes que quieren machacar a unos pobres aldeanos indefensos. Si no os suena, es que no habéis tenido infancia narutil.boruto naruto next generation 40 equipo

Es la segunda vez que pasa algo por el estilo. Ya con la saga de la aldea de la Niebla vimos algo muy similar. Espadas legendarias, nieblas por todas partes, cosas que se complican… La verdad es que no han innovado apenas nada en este casi año que llevan dando Boruto: Naruto Next Generation.

Lo único bueno de este episodio es que, al menos, lo presenta como algo más o menos interesante. La presentación de la historia hace que pensemos que no va a ser demasiado largo. Pero bueno, ya algo parecido pasó con la anterior saga y mirad cómo acabó…

Personajes muy extremos

Si hay algo que parece bastante fijo en ete anime es la personalidad de los personajes. Al menos de cada uno de ellos. Sin embargo, en el episodio de hoy me han parecido excesivamente llevadas al extremo.

Boruto pasa de ser el amigo al que todos quieren tener a ser un criajo estúpido e insufrible. En serio. Yo lo habría dejado enterrado en medio del camino desde el minuto uno. Sarada, por su parte, es más cabezota que Sasuke y suelta unas mendeces bastante locas cada vez que habla de querer ser Hokage.  Y Mitsuki… no espera. Mitsuki no habla apenas. Un personaje nuevo e interesante que hay… y no habla.

boruto naruto next generation 40 kirin

Pero esto no es nada nuevo de ahora. Hemos visto cómo las personalidades de los ninjas de la aldea son bastante locas. Y muy exageradas. Los problemas de Metal Lee, el pasotismo de Shikadai, la timidez de la delegada… Hay pocos personajes que estén más o menos balanceados. Y fijaos que son los que menos salen.

Entiendo que en un anime de estas características hay que hacer personajes que sobresalgan por algo. Sin embargo, en Naruto no eran tan exagerados. Y en otros muchos anime, las personalidades no se consiguen a base de repetir una y otra vez la misma frase.

Sarada no va a ser más carismática por decir que quiere ser Hokage. Ni Boruto por decir que él lo puede todo. Ni Chouchou por comer más patatas. Sin embargo, bajo mi punto de vista, Mitsuki, hablando tan poco y actuando como actua les da mil vueltas a todos ellos.

Camino al examen de Chuunin

Parece que esta temporada se va a centrar, otra vez más, en contarnos los acontecimientos que ocurren antes de la película de Boruto. En ella se habla del examen de Chuunin, y por ahora solo hemos pasado el de Genin.

[amazon_link asins=’1421592118,B01LXNYLAW,B076MGMCHK’ template=’ProductCarousel’ store=’guil0f-21′ marketplace=’ES’ link_id=’444c2fbb-f611-11e7-809d-533e08bad68b’]

Así que, va a tocar ver un porrón más de capítulos de relleno. Solo esperamos que nos cuenten las cosas de una forma más entretenida y con más ambición. Estoy harto de ver historias que no llevan a ninguna parte porque, en realidad, no pueden avanzar. Los puntos claves de las evoluciones de los personajes (personalidad, técnicas), se cuentan en el manga. Y si aún no hemos llegado a él… pocas sorpresas nos pueden dar.

Y eso que empezamos con algo interesante como eran los ojos de Boruto. Ojos que, por supuesto, ya han quedado en el olvido.