Condenados al olvido - Akai Katana Shin

Continuamos una semana más repasando algunos de aquellos juegos que pocos recordarán y que difícilmente serán objeto de continuaciones. Las exigencias de un mercado terriblemente caprichoso y competitivo los condenaron al olvido pero en GuiltyBit queremos agradecer las horas de diversión que nos proporcionaron dedicándoles unos minutos de protagonismo. En esta ocasión le toca el turno a Akai Katana Shin, un magnífico Shoot´em up de scroll lateral exclusivo para Xbox360 que, por desgracia, la mayoría de vosotros ni siquiera conocerá. akai banner

A lo largo de todas las entregas que compondrán esta sección, va a ser muy difícil encontrar otro juego que responda más claramente al título de la misma. Tomando prestado el nombre de una famosa película de los hermanos Coen, podríamos llamar perfectamente a Akai Katana Shin como “El juego que nunca estuvo allí” debido a su nula distribución, inexistente publicidad y ausencia total de información sobre el mismo. Pueden contarse con los dedos de una mano (y te sobran) los medios especializados en castellano que se hicieron eco de su lanzamiento en España y le dedicaron una review. Pero lo más lamentable es que, en este caso, no estamos ante un juego concreto condenado al ostracismo por no cumplir las expectativas, sino que hablamos de la caída en desgracia de todo un género: los matamarcianos, Shoot´en up o Shmups.

Hubo un tiempo en que los matarmarcianos eran uno de los pilares maestros que sostenían el mundo del videojuego. Muchos crecimos como jugadores bajo la influencia de Gradius, R-Type, Thunder Force y tantos otros. Pero los tiempos cambian. Las nuevas generaciones hace mucho que adoptaron otros referentes jugables. Para los más jóvenes,  los Salones Recreativos no son más que una de las batallitas que contamos los “puretas” y los principios básicos del género Arcade les resultan totalmente incomprensibles.

akai-katana-shin-005

Sin embargo, a pesar de quedar relegados a los suburbios del mundillo, los matamarcianos han demostrado que también son capaces de evolucionar y adaptarse a los nuevos tiempos. Gran culpa de esto la tiene la empresa japonesa Cave. Gracias a los esfuerzos, la devoción y el Hamor de esta compañía, los Shmups han alcanzado una perfección y un refinamiento exquisitos. Por supuesto, habrá gente que prefiera los conceptos más puristas de los Shmups clásicos al estilo BulletHell (también llamado danmaku) implantado por Cave; pero no se puede poner en duda que la supervivencia comercial del género se debe en gran medida a las obras de este estudio, que cuenta con una pequeña-gran legión de seguidores por todo el mundo.

Dentro del universo Cave, Akai Katana es un caso relativamente atípico ya que no suelen ser muy dados al scroll lateral. Ellos mismos han confesado que se encuentran más a gusto programando juegos de desarrollo vertical. En cualquier caso, el resultado final, como es habitual en ellos, es sencillamente espectacular.

El juego cumple a pies juntillas las reglas de oro del buen arcade: acción sin descanso, máximo protagonismo de la puntuación, corto pero terriblemente adictivo, dificultad por las nubes… Conceptos que chocan frontalmente con los estándares de los juegos actuales en que, por ejemplo, la dificultad hace mucho que pasó a mejor vida. Al contrario que antaño, los juegos ya no se conciben como un desafío sino como un “pasatiempo” al alcance de cualquiera.

akai-katana-shin-004

Técnicamente, Akai Katana Shin es un auténtico espectáculo de luces y colores con una estética ánime muy acertada. Acompañando la acción, una tremenda banda sonora que fusiona el guitarreo más cañero con acordes de instrumentos típicamente japoneses. Pero, independientemente del apartado visual y sonoro, el protagonismo absoluto del juego lo tiene una jugabilidad a prueba de bombas, con un sistema de juego muy exigente que, como suele decirse, es fácil de aprender pero que para dominar requerirá horas y horas de práctica además de excelentes reflejos y nervios de acero porque, cuando la pantalla se llena de proyectiles enemigos, un sólo píxel o un milisegundo puede ser la única diferencia entre el éxito o el fracaso.

Como suele ocurrir con este tipo de juegos, Akai Katana Shin no sólo es una conversión 1:1 de la recreativa original sino que también incluye algunas mejoras (formato HD 16:9, una fase más…) y modos de juego alternativos, destacando especialmente un modo cooperativo que contribuye enormemente a alargar la vida del título.

En definitiva, Akai Katana Shin es una auténtica delicatessen con un delicioso sabor old school que sabrán apreciar los paladares más exquisitos. Si perteneces a la generación PlayStation es difícil, te diga lo que te diga, que te resulte un título interesante pero si viviste el apogeo de los salones recreativos y del género Arcade, Akai Katana Shin te sabrá a gloria pura.  Si además tienes la suerte de contar con un buen Arcade Stick para tu Xbox 360, la experiencia lúdica puede ser tan brutal que incluso es capaz de provocar estados transitorios de Retro-Síndrome. Avisados quedáis culpables.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=vLXMZ4mkSJc&list=PLEC5E74AD7618ADA9[/youtube]