¿El gigalítico monstruo de Monster Hunter World: Iceborne te da demasiada candela? Pues aquí van unos consejos para derrotar a Shara Ishvalda.

Ya os dijimos en nuestro análisis de Monster Hunter World: Iceborne que el esquema narrativo del juego es exactamente igual a la versión no expandida. Por ello, ojo spoilers, no sigáis leyendo si queréis descubrirlo vosotos mismos… vale, aviso hecho. Por ello, como decía, Velkhana no es el enemigo final del juego. Ese honor lo tiene Shara Ishvalda, un monstruo enorme que puede dar más de un problema. Así que, como somos almas cándidas y más bien tirando a buenas, allá van unos consejos para derrotar a Shara Ishvalda

Prepárate para un combate a gran escala

La misión puede parecer un hueso duro de roer, y lo es si no vas lo suficientemente bien equipado y gestionas de manera óptima los objetos de curación. Así que, no olvidéis:

  •  Los polvos de vida y fuentes si vas a luchar online junto a otra gente. Y no los gastes a lo loco. Fíjate siempre en la barra de vida de los compañeros, pero mira también su posición. Si ves que no está a tiro del monstruo y puede curarse por sus propios medios, guárdalo para otra ocasión.
  • El manto de vitalidad. Gran aliado, mejor manto. Mi recomendación es que lo guardes para la segunda fase de la batalla.
  • El potenciador de salud puede salvar a más de uno. Ponedlo cuando un compañero esté malherido cerca de él e intentad llamar la atención del monstruo para que la magia haga su efecto.
  • Elemento de hielo. Como veréis en la imagen de más abajo, el Shara Ishvalda tiene debilidad al hielo, así que explotad eso con armas de ese elemento.
  • El estado alterado Nitro también explota que da gusto, aunque el veneno funciona bastante bien también. Nosotros, de hecho, fuimos con este último y al envenenarlo le quitaba alrededor de 80 puntos por toxicidad mientras durase el estado.
  Pronto sabremos las novedades de Monster Hunter World de primavera

derrotar a Shara Ishvalda

¡Abajo con esa roca!

Bien, con esto en mente, vamos al combate. Como te habrás percatado por uno de los puntos de arriba, el monstruo tiene dos fases. En la primera, está cubierto de roca que hace que muchos de nuestros ataques reboten al poco tiempo. Si tenéis armas a distancia, esto no será problema, claro.

La idea es centrar vuestros esfuerzos en cara y pecho, pero si os es muy complicado, id a por las patas de atrás y dejad lo otro para cuando veáis una buena oportunidad. Sus ataques no son excesivamente difíciles en este modo, aunque sí potentes. Estad preparados para lanzaros en plancha si veis que se os tira encima.

Lo más importante de esta fase es el entorno. Por ello, la garra retráctil será vuestra mejor aliada. De hecho, es menester que la uséis sí o sí para quitarle una bestialidad de daño de un golpe. Ya no sólo me refiero al estamparlo contra paredes, que se puede, sino porque hay una trampa de rocas en uno de los extremos del mapa. Fíjaos bien en él. Si posicionáis bien al monstruo y hacéis que choque contra ello, le haréis entre 3000-7000 de daño, dependiendo del número de jugadores en sala. Si queréis acabar rápido con él, esto es vital.

  Monster Hunter World alcanza los 13 millones de unidades vendidas

derrotar a Shara Ishvalda

¡Shara Ishvalda! ¡Transformación!

El cambio de forma del bicho se da tras darle para el pelo. Alejaos todo lo posible de él puesto que al cambiar de forma hará daño en área con el viento, que aunque no es mucho, puede fastidiar bastante.

Con este ya la cosa se complica un poco, dado que sus ataques de aire pueden dejarte tiritando en un momento. Empezad a pensar en usar el manto en esta parte, al poco de empezar. El daño que recibe ahora sin carcasa es mayor, pero si aún así no queréis arriesgaros mucho, la cola y las patas traseras siguen siendo una buena opción aunque reciba menos daño.

De hecho, estar delante suya, por muy jugoso que parezca pegarle en la cara, es bastante contraproducente hasta que os hagáis con sus tempos. Su rayo de aire, por ejemplo, lo irá desplazando hacia atrás, por lo que si le estás pegando en cara o patas delanteras, pueden llevarte al infierno si no eres rápido de reflejos o una habilidad no te permite moverte.

  Desvelado un nuevo tráiler de historia de Monster Hunter World Iceborne

derrotar a Shara Ishvalda

Para su ataque más devastador, una especie de Genkidama de aire que hace un daño atroz, podemos estar prevenidos, puesto que se sumergirá bajo tierra para ello. Momento de tendréis que aprovechar para guardar las armas y correr como alma que lleva el diablo lo más lejos posible de él. Podéis libraros de este ataque con ello, y si no, ¡el salto desesperado también funciona, pero no os levantéis!

El darle de bruces contra una pared también funciona en este modo, hasta podréis salvar a más de uno que estuviera al frente de uno de sus ataques si te coordinas bien. ¡Así que dale duro a ese dragón anciano!