Dragon Ball Super 51 - Crítica

Dragon Ball Super nos planta hoy un capítulo un tanto extraño. No es que sea raro de por sí, sino que, pese a que no pasa absolutamente nada en él, no me ha dejado tan fuera de lugar como en el de hace un par de semanas. Vamos, que hasta me ha gustado.

El episodio 51 se toma un descanso tras la locura de acontecimientos de los anteriores. La llegada de Trunks, la explicación precipitada de Black, la pelea de los dos Gokus, la aparición de la máquina del tiempo que usó Célula para llegar al pasado… Tras todo eso, toca pararse un poco y pensar en lo que se va a hacer a partir de ahora.

¿Y qué mejor que un vistazo atrás en la serie? Dragon Ball Super nos va a intentar tocar de nuevo la patata con imágenes de Dragon Ball Z, tanto antiguas como rehechas, para explicar un poco lo que sucedió con la máquina del tiempo “sucia”.dragon ball super 51 black

La otra “mirada al pasado” llega por parte de Trunks, que nos explica un poco cómo es su relación con la Mai del futuro, aunque en el camino le va a causar unos cuantos problemas a su yo del presente, que me da a mi que va a coger algo de celos. Y digo yo ¿nadie le ha explicado a este chico que tiene que intentar dar la menor información posible del futuro? Mira que la va a liar.

Más allá de esto, pasa bien poco en el capítulo. Sí, Bulma y su padre se ponen manos a la obra con la máquina del tiempo, y sí Vegeta se pone a entrenar mientras se enfada con alguien (¿Goku por tenerle de segundo plato a la hora de luchar? ¿Black, por no reparar apenas en él? ¿Trunks por … vete tú a saber?). Pero no son grandes acontecimientos ni descubrimientos.

Lo que sí llama la atención son las conversaciones que tienen Black y Trunks del futuro y la que tienen Bills y Wiss al final del episodio. En la primera de ella vemos cómo el misterioso individuo le tiene una particular tirria a los humanos… aunque habla con una superioridad que casi solo un dios puede tener. El misterio de su identidad es aún más fuerte tras esas palabras. Curioso.dragon ball super 51 misterio

La gracia de esto es que Black quiere conocer más a Goku… pero ya no tiene forma de viajar al pasado. ¿Por qué? ¿Cuáles son sus capacidades? Parece que con cada leche que le meten se vuelve capaz de repelerla o de soportarla, y por lo tanto se hace más fuerte… pero no queda demasiado claro.

La segunda de las charlas, es la que desvela cómo Bills anda también con la mosca detrás de la oreja con el tema de Black. Primero por el anillo que tiene, que le permite viajar en el tiempo, y segundo por el aura que usa el muchacho al combatir, que le resulta familiar.

Parece que el próximo capítulo tendremos alguna que otra respuesta, sobre todo por el viaje ese que van a hacer el dios de la destrucción y Wiss, junto con un Goku encalomado, al universo 1. ¿Qué se encontrarán allí? No tengo esperanzas de saberlo la semana que viene, más que nada porque será casi lo último que veremos en el capítulo. ¿Apuestas?

Más me intriga la aparición del individuo de verde, que se ve en el avance y en el opening. ¿Será habitante del universo 1 también? ¿Tendrá él las respuestas de Black? ¿Conoceremos al Black del presente y entenderemos al del futuro?dragon ball super 51 goku

Y otra cosa que me deja con ganas de más es la aparición de Son Gohan de nuevo, para encontrarse con su discípulo. ¿Veremos algún tipo de respuesta por parte del saiyan de haberse hecho más fuerte y de tener intención de luchar? ¿Veremos algo? Porque lo tienen más abandonado que a Yamcha casi…