Dropship Down - Primeras impresiones

Hoy toca sacar la bola de cristal para hablar sobre Dropship Down, el próximo juego en el que andan metidos los chicos de Fast Forward Games, que nos traerá de vuelta un género bastante olvidado como es el de los shooters isométricos.

La intención de Dropship Down no es reinventar la rueda y sacudir los cimientos del género precisamente, ya que estamos ante una de las definiciones más básicas de lo que son los tiros desde vista aérea. ¿A qué me refiero con ello? A que el objeto del juego es simplemente conseguir la mayor puntuación posible aguantando vivos todo el tiempo que podamos contra las oleadas enemigas.

dropship down primeras impresiones

Obviamente no se queda en tales niveles de simplicidad, ya que para que la cosa no sea tan cuesta arriba contamos con los objetos que pueden dropearnos los enemigos, como son escudos de energía, torretas, granadas o demás consumibles que ayudan a la supervivencia. A parte, entre rondas podremos aprovechar a gastar el dinero que obtenemos con las bajas enemigas para comprar nuevas armas que nos ayuden a aguantar un poco más con vida.

Por desgracia este enfoque tan arcade peca de ser demasiado simple, ya que no solamente no contamos con ningún movimiento de sprint o demás que nos den juego a la hora de esquivar a los enemigos más allá de caminar hacia la dirección contraria, sino que los mapas actuales no cuentan con precisamente diferencias más allá de la estética, y es que poseen hasta los mismos enemigos. Y hablando de enemigos, nuestros depredadores no se alejan del aspecto de araña alienígena, siguiendo con esta estética incluso cuando nos asaltan oponentes más poderosos, los cuales a pesar de poseer habilidades y poderes distintos no logran quitar esta idea de la cabeza.

Dropship Down tiene un margen largo de mejoras antes de su lanzamiento definitivo, algo que esperemos se centre en hacer que cada partida nos de muchas más posibilidades y variedades a la hora de seguir con vida, algo que incluso con el modo multijugador que tiene el juego no logra dejar atrás.