Final Fantasy Type-0 - Análisis PlayStation 4
Wu1rIbYB1jc

Square Enix nos ha metido mucho hype con los dos últimos juegos de Final Fantasy que nos ha preparado, tanto Final Fantasy Type-0 como Final Fantasy XV, pero ha sido éste último el que ha acaparado casi todas las miradas, dejando a la pobre remasterización un poco de lado, o de esquina, o incluso de relleno, vaya.

Sin embargo, no hay que quitarle méritos a Type-0 ya que, pese a ser una remasterización que nos llega directamente de PSP, estamos ante un gran juego que puede darnos muchas alegrías, pero que, a la vez, también nos va a dejar un poco con el culo torcido cuando lo tengamos entre manos. Y es que este juego me tiene con sentimientos enfrentados (tenía que decir esta frase, tenía que hacerlo), porque pese a ser un buen juego, no estamos ante una buena remasterización.

Vamos a ir concretando. Final Fantasy Type-0 es un juego que se sale de la norma a lo que nos tienen acostumbrados los chicos de Square Enix en su franquicia fetiche. Podríamos decir que es la parte más oscura de la saga, como el cuarto rojo este que contiene sus sentimientos más oscuros. Algo así… salvando las direfencias entre el sado y los videojuegos, claro.

Type-0 es un juego oscuro, directo, rápido, de acción. Ofrece un nuevo sistema de batalla más dinámico, que implica pensar con más rapidez que en otros Final Fantasy pero que da pie a la estrategia, a la vez.

Nosotros manejaremos a uno de los 14 aspirantes a ágito de la clase 0, un destacamento especial que consigue evitar que el imperio de Milites invada completamente el reino de Rubrum. Son capaces de hacer magia cuando su cristal queda inutilizado, y este secreto llevará gran parte de la trama del juego. Nuestro objetivo es, entre otros, recuperar el reino de Rubrum y asegurar de nuevo la paz y evitar que Milites la líe parda de nuevo.

Para ello tendremos que adentrarnos en las diferentes misiones que nos van asignado con nuestro destacamento de la clase 0. Cada uno de estos personajes será único y manejará un arma y unas habilidades que podremos ir mejorando conforme subamos de nivel. Estas habilidades las tendremos que asignar a los comandos que tendremos disponible en batalla, por lo que será importante potenciar aquellas que vayamos a usar par ano gastar puntos inútilmente.

Tendremos nuestro ataque normal, la esquiva, la defensa, el golpe especial, que usará la barra de habilidad que se llena conforme atacamos o nos golpean, y las habilidades que consumen MP, entre ellas las magias. Sin duda alguna, éste es el elemento más importante y más escaso del inicio del juego. Tened cuidado porque quedaros sin MP es quedaros muy vendidos. Las invocaciones van a parte.

Para salir de misión tendremos que elegir los personajes que queremos que vengan con nosotros, que pueden ser desde uno solo hasta los catorce que conforman la clase 0. Sin embargo, solo podremos luchar de forma activa con tres de ellos. Seremos libres de manejar cualquiera de los tres personajes que estén en batalla, pero no podremos introducir a ningún otro combatiente destacado a menos que se nos muera uno de los que están luchando. A esto, queridos culpables, se le llama esperar la oportunidad como un buitre. Tú te mueres, yo te pisoteo.

Esto, que puede parecer algo lógico, es importante, porque aunque llevemos con nosotros a todos los personajes, solo los que lleguen a combatir recibirán experiencia, así que habrá que apañárselas para intentar que no se nos quede nadie en el tintero.

El sistema, pese a sus diferencias, se parece mucho al de Monster Hunter. Estaremos en una academia militar, muy similar al Jardín de Balam, de Final Fantasy VIII, y desde ahí mejoraremos equipos, hablaremos con la gente, cogeremos misiones y aprenderemos cosas. No tendremos tiempo infinito ya que solo podremos realizar algunas acciones que encajen dentro del límite de tiempo para la siguiente misión, así que habrá que administrarse.

Una vez hayamos escogido la misión, principal o no, saldremos al mapa que, quitando el del mundo, se basa en pequeños escenarios interconectados entre sí que vendrán con enemigos de serie. Una vez que limpiemos el terreno, nos saldrá el mensaje de victoria, y habremos hecho nuestro trabajo, así que tocará ir a la siguiente zona. No se trata de algo lineal, ya que encontraremos muchos caminos para coger, pero sí que está demasiado guiado.

También hay otro tipo de misión “de mapa”. Se trata de un minijuego opcional que consiste en recuperar los bastiones y ciudades de Rubrum de las manos de milites. Para ello elegiremos un personaje y con él iremos ayudando a nuestras tropas debilitando las tropas enemigas. Tomaremos el control de bastiones, generaremos nuevas tropas y buscaremos apoyo. Cuando lo consigamos, obtendremos como recompensa un trozo de mapa mundi más grande para explorar.

Esto es lo que tendremos que ir haciendo continuamente y hay que reconocer que algunas misiones serán más repetitivas que un nivel del Frogger, pero probar distintas combinaciones de personajes o subir de nivel a todos hace que no parezca tan tedioso.

Como veis, se trata de un sistema bastante distinto al que estamos acostumbrados. Mucho más directo y activo, sobre todo a la hora de esquivar y atacar. El combate es fluido y directo y no hay bajada de frames ni ralentizaciones en ningún momento. Sin embargo, tampoco es que el juego lleve a PlayStation 4 o a Xbox One al límite en ningún momento.

Final Fantasy Type-0 HD es gráficamente bastante pobre. Los persoanjes están bien diseñados pero en ningún momento se ha tocado su expresión facial, que responde como un títere cuando se ponen a hablar, moviendo las bocas sin ninguna coordinación.

Los escenarios tampoco son nada del otro mundo, ya que algunas texturas en ciudades o exteriores son más planas que el pecho de Reena Inverse (Slayers), y los escenarios a veces pecan de ser demasiado vacíos. Incluso hay localizaciones, como la academia, en la que los personajes que se encuentran dentro no tienen animación ninguna. Están simplemente parados como sprites, bien hechos, pero sprites poligonales al fin y al cabo.

Por suerte, la banda sonora ya era buena en su momento y lo sigue siendo ahora, con temas muy carismáticos e incluso algunos cantados, que acompañan en todo momento. Además, tenemos los textos en completo castellano y las voces en inglés o japonés, para que elijamos la que más nos guste.

Tampoco es para nada comprensible la eliminación del modo multijugador del que disponía el juego de PSP, con el que podíamos jugar hasta 3 amigos conectados y manejábamos cada uno a un personaje del trío que combate. Aunque fuese un modo cooperativo local, con pantalla partida, algo podría haberse incluido en el juego. No era tan difícil y habría permitido a los jugadores experimentar todo el potencial que el juego tuvo en Japón en su momento.

Es completamente lógico que una PSP tenga sus limitaciones, sin embargo, no es excusa para que Square Enix no haya tratado de mejorar estos aspectos dándole animaciones o relieve a determinadas texturas… que sacan el juego por 69.95€ en su precio oficial. Si lo comparamos con Final Fantasy X/X-2 HD, la verdad es que el juego de Tidus sale ganando de calle, por eso es bastante incompresible el hecho de que éste valga casi 20€ más que el que os menciono. Bueno, incomprensible hasta que te acuerdas de que incluye la demo “gratuita” del Episodio Duscae. No os engañéis, culpables, no es una demo gratuita. Viene incluida en el precio.

Pero pese a ser una mala remasterización, Type-0 es un juego que merece la pena que se juegue, con una historia simple pero efectiva y bien llevada, un sistema de combate que merece la pena probar y nos mete de lleno en la acción en tiempo real que está probando Square Enix en estos momentos y una banda sonora que nos recordará mucho a Crisis Core, si lo hemos jugado.

Final Fantasy Type-0 - Análisis PlayStation 4
Square Enix nos presenta un juego que nos perdimos en su momento y que es una gran idea con un gran planteamiento. Sin embargo, PLayStation 4 y Xbox One se merecen algo mucho más impactante que esta remasterización, que es bastante mala. La única excusa por la que el juego ha salido en la actual generación y no en la pasada es el Episodio Duscae, ya que PlayStation 3 y Xbox 360 moverían este juego con muchísima facilidad.
Episodio DuscaeCrisis Core - Final Fantasy VIIFinal Fantasy XIII
Buena Banda SonoraSistema de combate dinámicoMuchos estilos de personajes
7PSHE PSHÁ
Gráficos6
Sonido8.5
Jugabilidad7.5
Historia7
Remasterización6
Puntuación de los lectores 4 Votos
8.2