Guilty Gear: Strive se retrasa a principios de 2021 por el COVID-19

El productor del juego anuncia que Guilty Gear: Strive se retrasa debido a la crisis del coronavirus. El juego de Arc System Works estará disponible en 2021.

Debido al coronavirus, el desarrollo de muchos videojuegos se está viendo afectado. Es por eso que muchos de ellos han cambiado de fecha. Uno de los casos es Guilty Gear: Strive, videojuego de Arc System Works, y distribuido por Bandai Namco, que se nos va a principios de 2021.

El productor del juego, Takeshi Yamanaka, lo hace saber en un comunicado donde explica las razones de este retraso en la salida de Guilty Gear Strive.

Guilty Gear Strive se retrasa a principios de 2021 por el COVID-19

Guilty Gear: Strive 2021

Una beta que no convenció

Aunque el productor asegura que es por el coronavirus, no sería extraño que el retraso se deba también a las quejas recibidas por los usuarios que tuvieron acceso a la beta cerrada y el feedback recibido de los jugadores después de estar unos días probando la beta. Algo que mencionan en el comunicado.

LEER MÁS:  Milla y Zato son los protagonistas del nuevo tráiler de Guilty Gear Strive

Guilty Gear Strive luce espectacular, pero no son pocos los jugadores profesionales y entendidos del género de los «peñetazos» que se han quejado en sus respectivos canales de Twitch, Youtube o en sus redes sociales como Twitter. Por una parte tenemos el lobby que parece no convencer a todo el mundo, con un aspecto retro y que a la hora de encontrar una partida es raro.

Después tenemos el juego que, pese a ser impresionante a nivel visual, no son pocos los que se han quejado debido al incesante bombardeo del «COUNTER» en pantalla y los muchos efectos de los que abusa el juego.

Guilty Gear Strive estará disponible en PlayStation 4 y PC a principios de 2021. Se rumorea que antes de su llegada a consolas y PC, podremos disfrutar de otra beta, pero esta vez abierta y con algunas mejoras.