Harmonix no ve culpa de Activision en el declive de los juegos musicales

Atrás quedaron los tiempos donde juegos como Dance Central (con la música como parte argumental) eran saqueados de las tiendas. Aunque algunos se resistan a morir, su tiempo ya pasó por mucho contenido extra que haya y a pocos o casi ninguno atraen.

Y como en todo hundimiento que se precie, toca repartir las culpas o las excusas. En este caso, Harmonix no ve en Activision ninguna causa para ser señalado como culpable del declive, por mucho que inundasen el mercado con Guitar Hero.

Estas palabras pertenecen a Alex Rigopoulos, CEO y cofundador de Harmonix. Y no queda aquí la cosa:

Creo que hay cierta verdad en que Activision sobrepublicó Guitar Hero, pero en realidad es algo mucho más complicado que todo eso.

Estos juegos basados en periféricos extra fueron los más caros del mercado durante una recesión brutal, además que ni Harmonix con Rock Band ni Activision con Guitar Hero supimos innovar lo suficiente para mantener nuestras franquicias y el género.

Además creo que ni Rock Band ni Guitar Hero aportaron la suficiente (o la correcta) evolución de la experiencia en los años que siguieron a los lanzamientos iniciales, algo que esperamos corregir en próximos juegos.

En referencia a la frase final, desconocemos si ese próximos juegos se refieren a nuevas IP o bien a próximos lanzamientos de Rock Band.

dance_central_3_macarena

Preguntado si siente tristeza por la caída en desgracia del género musical, Alex responde:

Los juegos musicales necesitan evolucionar, como cada aspecto en particular de la cultura popular. Es tarea de Harmonix el figurarse nuevas formas de música y juego para amplificar el poder emocional de cada uno.

Pero Harmonix no abandona la esperanza musical. Actualmente trabaja en dos juegos de esta temática. Por un lado, Fantasia: Music Evolved, un juego basado en Kinect donde se permite al jugador mezclar diferentes versiones de una canción para crear su propia música. Por otr, Chroma, un juego musical de disparos en primera persona. Como se puede ver, nada que ver con Rock Band.

Además, en Harmonix tienen el objetivo de llegar a 775.000$ en Kickstarter para desarrollar Amplitude, una continuación del mismo juego, lanzado allá por 2003.

Fuente: Polygon.