El juego de superviviencia de Nine Dots Studio está a punto de desembarcar. Os traemos las primeras impresiones de Outward.

Es complicado navegar por Steam (o cualquier otra plataforma online de videojuegos) sin encontrarnos con unos cuantos juegos de superviviencia. Y la peor parte es que es como una lotería: pocas veces encuentras uno que realmente valga la pena. Sin embargo, Nine Dots Studio está aquí para solucionar este problema y os contamos por qué en las primeras impresiones de Outward.

El primer contacto con el juego es bastante agradecido. Desde el menú principal podemos elegir un totalmente necesario tutorial que nos dará todas las indicaciones necesarias para poder sobrevivir en nuestro viaje. Sin embargo, nos da una falsa sensación de poder ya que el equipamiento que recibimos no tiene nada que ver con el que tendremos durante las muchas horas del juego. Aunque está claro que se ha hecho para mostrarnos el nivel de poder que podemos llegar a tener.

impresiones de outward 2

Una vez terminado, podremos empezar la partida, esta vez con una de las novedades para el género: la posibilidad de poder jugarlo en cooperativo en pantalla partida. Sin duda, un gran acierto, ya que permite que la curva de dificultad no sea tan alta si conseguimos una compañera que nos ayude a sobrellevar las tareas más arduas.

Marineros en peligro

El prólogo nos sirve para ponernos en contexto y prepararnos para nuestra primera misión. Tras un fatídico naufragio, conseguimos sobrevivir en una isla donde nuestro mentor nos pone a descansar y nos lleva de vuelta a nuestra aldea natal, en la que pasaremos tres días sumidos en un profundo sueño. Pero al despertar no todo son celebraciones. Tras coger todo objeto posible de nuestra casa, saldremos de ella para toparnos con la dura realidad. Nuestro linaje tiene una deuda de sangre y, por culpa del naufragio y nuestro reposo, tendremos que pagar 300 monedas en menos de cinco días o perderemos nuestro hogar para siempre.

Sin duda, un buen comienzo que tiene poco que ver con la mayoría de otros juegos de supervivencia que nos dejan abandonados como a un infante sin ruedines en su bicicleta. Aquí tendremos un motivo y algo por lo que empezar. Sí que es verdad que tendremos bastante libertad para poder cumplir esta tarea como queramos, pero al menos, tenemos una tarea que cumplir. Los primeros momentos por nuestra aldea nos llevan a conocer a un buen montón de pintorescos personajes que se compadecen por nuestra posición actual ayudándonos con pequeñas sub-misiones, que nos darán una pequeña cuantía de las preciadas monedas.

impresiones de outward 3

Por suerte, Outward no nos dejará salir del pueblo sin los elementos indispensables: Un arma, agua y una forma de poder dormir. Obviamente, como buen juego de supervivencia, el único peligro que hay en el mundo no son las numerosas criaturas hostiles que nos encontraremos. El clima, el hambre, la sed, las infecciones y otras enfermedades serán un mal que tendremos que combatir continuamente. Afortunadamente, no solo aumentarán nuestras barras de estado, también nos darán un potenciador temporal bastante útil.

Dificultad elevada, pero justa

Una de las características que más me han sorprendido de Outward son las mochilas. Obviamente, en un juego del género no es ninguna novedad, pero sí la capa de complejidad que añade al juego y, más concretamente, al combate. Algunas serán más simples mientras que otras de más calidad nos permitirán llevar un faro atado a ella, despreocupándonos de llevar una antorcha o el propio farolillo en la mano.

Pero cuando empiezan los combates, es cuando esta capa aparece. Podremos fijar al objetivo y atacarle, ya sea con ataques normales o habilidades especiales según el arma. También podremos usar distintos hechizos, que no estarán disponibles desde el principio pero que resultan bastante diferentes en la forma de usarlos, y rodar. Por desgracia, equipados con mochilas esto resulta demasiado complicado. Para ello, tendremos un botón para quitarnos la mochila y poder pelear al máximo de nuestra velocidad.

Esto, que a priori parece tedioso, se convierte en una de las mejores mecánicas del juego, dándole un realismo totalmente diferente al del resto de juegos del género. Cómo no, también tendremos que cocinar los alimentos para no enfermar con los alimentos crudos o hervir el agua en caso de que tengamos que vernos forzados con beber agua no potable. Muchos detalles son los que componen Outward, acompañado de un potente estilo visual que, a pesar de no ser tan increíble como otros juegos contemporáneos, cumple a la perfección con el mundo fantástico que nos presenta.

impresiones de outward 4

¿OUTWARD: TOOT OR BOOT?

De momento, Outward tiene una muy buena presentación y, a pesar de que es un juego difícil, no nos sentimos tan abandonados como en otros del género. La cantidad de detalles y secretos que tiene escondidos en su mundo hace que queramos explorar cada uno de sus recovecos, con la constante presión de poder perder nuestro avance en cualquier momento. Y, sobre todo, el poder jugarlo con alguien hace que esta experiencia sea una apuesta segura. Tendremos que esperar a final de mes para disfrutar al completo de la supervivencia de Outward.

Leave a Reply

Please Login to comment
  Subscribe  
Notify of