Lindsay Lohan ataca de nuevo

La locura no tiene precio y desde luego el embrollo en el que está metida Lindsay Lohan con Rockstar es un asunto loco, loco. La actriz demandó a la compañía por sus derechos de imagen, ya que según ella el personaje Lacey Jonas, de GTA V, estaba inspirado en ella.

Lohan en un principio iba a presentar una demanda de 10 páginas, pero finalmente ha presentado una de 67. Cuando lo he leído me ha parecido una brutalidad, pero considerando lo que deben de cobrar sus abogados pues me imagino que tendrán la capacidad de preparar escritos de todos los tamaños.

Lindsay Lohan Interior

Rockstar le quitó importancia al asunto cuando se enteró de las intenciones de la actriz, argumentanto que lo único que buscaba era atención mediática. Sinceramente, no tengo yo tan claro eso de que busque fama, pero teniendo en cuenta todos los problemas que ha tenido con diferentes adicciones y el hecho de que es una actriz de capa caída, muy bien de la azotea no debe estar.

Además, la nueva demanda no solo arremete contra la existencia de Lacey Jonas como personaje, sino que también incluye en el mismo saco toda la publicidad y material promocional sobre el juego que se ha hecho con una rubia en ellos.  ¿Lo gracioso de esto? Que precisamente esa rubia está basada en una chica llamada Shelby Wellinder, que hizo público su contrato con Rockstar en relación a la cesión de sus derechos de imagen cuando se enteró de la demanda de Lohan.

Fuente: IGN