Lo que el Japo se llevó (III): Laguna Gamagori

Todos sabemos que los japos, como los americanos, son un pelín exagerados en determinadas cosas y sobre todo cuando se trata de cosas animes (o frikis, según veamos). En esta entrega de Lo que el japo se llevó vamos a ver un sitio un tanto especial. Se trata de, nada más y nada menos que un complejo turístico “Laguna Gamagori”.

Comencemos por el principio. Laguna Gamagori se sitúa en la ciudad de Gamagori, en la prefectura de Aichi. En el centro del complejo nos encontramos con un curioso parque acuático, grandecito, eso sí, que subsiste en los meses de verano haciendo lo que tiene que hacer. Pero claro, cuando llega el invierno todo se complica porque no es plan de meterte en el agua fresquita con solo unos cuantos grados por encima de 0.

Pero aquí está la ventaja de ser imaginativo y tener mucha gente dispuesta a ver cosas muy frikis.  Una brillante mente pensó de pronto algo así como “¿y si cambiamos la ambientación del parque para usarlo como un museo temático en invierno?” y… vualá, se convirtieron en choca pic. ¡La idea funcionó!

Así que, nos encontramos con un parque de atracciones acuático, con todo su espacio y todas sus posibilidades, al que le añadimos cosas frikis y especiales. En resumen, un bombazo para los japos.

Laguna Gamagori hace festivales cada año de un tipo distinto, para ir conmemorando… o mejor dicho, para ir promocionando distintas efemérides del mundo del manga y del anime de Japón. Así, por ejemplo, hemos tenido festivales de One Piece, Naruto, Pretty Cure, Astroboy o más, y suelen durar desde septiembre hasta marzo (temporada baja de este tipo de parques).

Los festivales consisten en distintas zonas en las que hay algunas “atracciones” y otras que son más museos. Digo “atracciones” porque realmente no son las que uno se podría esperar en un parque temático, sino que más bien es una mezcla de muestra/museo con actividades diversas con imágenes, recreaciones de escenas con muñecos (muy bien hechos, la verdad), zonas visitables o iconos de la historia.

Así nos encontramos con “la roca de los Hokages” (cuando se hizo la de Naruto, por su 10º aniversario), anunciada como atracción, aunque en realidad es “un paseo a través de los recuerdos de Naruto acerca de la historia del manga”, es decir, un museo.

Lo que sí se hacen son algunas actividades con relación a la serie. En el evento de One Piece de hace unos años, te podías apuntar a la “Búsqueda del Tesoro”. Con esta actividad debías de buscar unos cofres escondidos a lo largo y ancho de todo el parque para conseguir una foto con el cartel de “se busca” con una recompensa que depende de los cofres que hayas encontrado. Entretenido ¿eh? Podrían hacer alguna cosa de éstas por aquí, digo yo.

También se exponen zonas de vídeo acerca de la serie y su recorrido, a través del anime, junto con exposiciones de bocetos, mangas, merchandising, juegos, etc. Y la verdad es que son bastante completas, sobre todo, al ser monotemáticas.

Los restaurantes también tienen su cosa. Alguno o algunos de ellos preparan comidas especiales, basándose en la serie que hacen. Así pues, nos podemos encontrar platos preparados con la imagen de la bandera del sombrero de paja o el mismo sombrero de paja sobre nuestra mesa. Eso sí, preparaos para hacer cola porque… hay mucha.

Por supuesto, también hay una zona final del merchandising donde podremos comprar todo aquello que nos plazca de nuestra serie fetiche (vamos, sobre la que hayamos ido a ver).

En definitiva, tenemos una idea bastante interesante, sobre todo porque es capaz de mantener abierto y dar trabajo a gente durante todo el año y no estacionalmente como viene siendo natural en este tipo de parques en nuestra zona conocida. Una forma de atraer gente y realizar festivales de manera constante, exclusiva y atractiva que, seguro, muchos deberían de imitar.

Evidentemente, el resto del año que no hay festivales, Laguna Gamagori es un parque acuático normal y corriente, con espectáculos de agua, y, por las noches, de luz y color y, además, tiene festivales especiales navideños, y otros de temporada que se unen a los más “frikis”. Vamos, muy completo.

Si estáis por Japón este año, no dudéis en in porque ahora mismo está una nueva exposición acerca de One Piece, pero, esta vez, centrada en el nuevo mundo y todo lo ocurrido después de la Gran Guerra, así que, ya sabéis. ¡Llevadme con vosotros!