Microsoft arroja nuevos datos sobre xCloud, su servicio de juego en streaming, que arranca su fase de pruebas este mes de octubre.

Casi todos los gigantes tecnológicos coquetean ya con el poder de la nube y, obviamente, Microsoft no quiere quedarse atrás en este prometedor campo. Hace tan solo unas semanas supimos de la existencia del servicio de juego en la nube de los de Redmond y hoy, gracias a un reportaje de la revista Fortune, descubrimos nuevos datos sobre xCloud, el servicio de juego en streaming de Xbox.

En el vídeo podemos ver cómo funcionarán los servidores, con capacidad de mover ocho Xbox por rack. Estos servers estarán diseminados a lo largo de una serie de datacenters, situados en trece regiones del globo diferentes. El servicio, que arrancará en formato de pruebas este mes de octubre, quiere ampliar el número potencial de suscriptores a Game Pass y Gold, saltándose la tediosa restricción de tener que hacerse con una consola.

LEER MÁS:  Sega anuncia The Yakuza Remastered Collection

Y es que el negocio está ahí, en quitarse de encima “el lastre” de la máquina y poner tus juegos favoritos en cualquier cosa que tenga internet y pantalla. No obstante, tal y como apunta Phil Spencer, las consolas aún tienen mucho que decir y, si Microsoft se ha sumado ya a la nube, es porque considera que tiene que allanar el camino hasta que, en aproximadamente una década la cosa termine de despuntar. Veremos entonces si Google, Microsoft, Sony o incluso Amazon consiguen hacernos olvidar a nuestras fieles amigas, las consolas.