Microsoft ha mejorado la GPU de Xbox One

Si esto de las next-gen fuera un juego de caballeros con reglas y tal, Microsoft se habría saltado TODAS con Xbox One. Y es que, mientras que Sony presentó una PS4 bastante convincente, con una política razonable, los de Redmond presentaron un sinsentido que parecía una TDT blindada, con una política totalmente restrictiva y algo por debajo técnicamente que su rival. Al darse cuenta del error cometido -algunos aún defiende que lo hizo aposta-, Microsoft emprendió la “Operación lifting”, en la que Xbox One se ha ido sometiendo periódicamente a algunos “arrreglillos”.

Y con este sencillo arreglillo, Larry, logramos 2MHz más de velocidad...

Y con este sencillo arreglillo, Larry, logramos 2MHz más de velocidad…

Primero cambió su política con el DRM, luego se desdijeron en cuanto a la autopublicación de juegos e incluso se está replanteando incluir headsets en sus packs. Pero quizás el paso definitivo para mejorar su máquina es el último que han dado: mejorar la velocidad y el rendimiento de la GPU. Esto es lo que le cuenta Mark Whitten a Larry Hryb en su podcast:

Desde el E3, un ejemplo (de la mejora de Xbox One) es que hemos añadido lo que llamamos el mono driver. Es nuestro driver gráfico optimizado al 100% para el hardware de Xbox One. Empiezas con el driver base [DirectX],  luego quitas todas las piezas que no van con Xbox One y añades todo lo que realmente optimiza la experiencia.

Un ejemplo práctico de esa mejora es que han conseguido aumentar la velocidad de reloj de la GPU de 800 MHz a 853 MHz. Si fuera Sony, quizás tacharía a Microsoft de tramposa, pero como solo soy un usuario de ambas consolas, que quiere que le ofrezcan lo mejor, espero con impaciencia el próximo golpe de efecto de Xbox One, ¿o acaso será de PS4?