Nintendo se ha emperrado en hacer su propio mando para móviles

Nintendo no quiere dejar pasar una oportunidad en esto de hacer negocio en el mundo de los videojuegos. Tras el chasco de Wii U se ha metido en miles de berenjenales, pasando por los juegos (o aplicaciones) para móviles, como Miitomo, experimentos para la salud (del que aún no sabemos nada), pasando por películas y acabando por hacer un mando exclusivo para dispositivos móviles. Toma castaña.

La compañía estaría interesada en crear un dispositivo específico para los móviles, tanto de sistemas android como iOs, que permita acercar la experiencia más tradicional a los jugadores en estos dispositivos.

Al menos así lo ha dejado plasmado una de las cabezas (se supone que pensantes) de la compañía, Shinya Takahashi, encargado de la sección de desarrollo.

Los mandos físicos para aplicaciones de dispositivos inteligentes [n.d.t.: móviles, para que nos entendamos] están disponibles en el mercado, y es posible que también nosotros desarrollemos algo nuevo por nuestra cuenta. Creo que la manera de pensar de Nintendo es ver si es posible crear un juego de acción (con un controlador físico para aplicaciones de dispositivos inteligentes) y cómo podemos hacer para crear ese juego.

No es una locura pensar en todo esto ya que si hay algo en lo que se caracteriza Nintendo es en hacer mandos bastante fuera de lo normal. El ejemplo más claro lo tenemos en el WiiMote y en el GamePad. Dos aparatejos que, para bien o para mal, han conseguido traer algo de variedad al mundillo de las consolas y que, poco después, se han intentado copiar con más o menos éxito en otros dispositivos.

mando nintendo moviles

La cosa es qué planea hacer Nintendo con ellos, si traer una experiencia más confortable a las nuevas aplicaciones y juegos que están desarrollando (entre las que se encuentran una de Animal Crossing y otra de Fire Emblem), o en sacarle aún más partido y hacer que estos juegos solo sean compatibles con su mando.

Esta segunda opción es bastante improbable, pero conociendo a Nintendo, mejor no decir “nunca”. Eso sí, queremos ver ya algún mando con la forma del mítico de NES.