Revelado el nuevo personaje de Overwatch, Moira

El nuevo personaje de Overwatch, Moira, es un héroe de apoyo válido tanto para atacar como para sanar. ¿El nuevo Zenyatta? Lo veremos.

Hace justo un año se celebró la BlizzCon 2016 y el equipo de Blizzard presentó el nuevo personaje de Overwatch. Se trataba de Sombra, un héroe ofensivo con capacidad de volverse invisible, hackear y teletransportarse mediante una baliza instantánea. Un año después, en esta edición, los chicos de California lo han vuelto a hacer. Pasen y vean a Moira.

Moira es el nuevo héroe de apoyo que viene pisando los talones a los actuales. Su función es tanto ofensiva como defensiva. Me refiero a ambas en el sentido de que las ejecuta bien, no como Mercy, por ejemplo. Las habilidades de Moira permiten tanto infligir daño como curar a los compañeros.

Su Rayo Biótico (el ataque principal, vaya), es un haz de energía sanadora para los aliados que se encuentren cerca. Si lo que hay es un enemigo, actuará como una fuerza drenadora de salud; restará vida al rival para curarse a sí misma. Es un flujo constante de daño y requerirá estar próximo al enemigo; algo así como hace Symmetra, aunque sin aumentar el daño progresivamente. Una adición cojonuda, aunque peligrosa en distancias cortas.

Las habilidades me han parecido cojonudas, así entre nosotros. El Orbe Biótico tiene una función doble; si se lanza cerca de nuestros aliados, regenerará la salud de estos durante un corto período de tiempo; si se arroja a la distancia, donde están los enemigos, daña y descompone a los enemigos. Pero nada comparado con la Evanescencia, que es un leve teletransporte idóneo para zafarse de situaciones peliagudas. La habilidad definitiva de este nuevo personaje de Overwatch parece una mezcla entre el Final Flash y el Cañón Galick; un potente rayo amarillo y morado arremeterá contra los enemigos, restando vida y traspasando barreras. Si se proyecta hacia los aliados, regenerará mucha salud.

Este personaje bien me recuerda a Symmetra por su rayo constante y a Zenyatta por los orbes. Queda esperar a ver qué tal se adapta.

No Hay Más Artículos