Las cosas no terminan de salir como se pensaba y Big Mom resiste en un estado casi catatónico. One Piece 834 sigue siendo un puñetero caos muy pero que muy loco.

Las fuerzas aliadas no tienen nada a favor en esta boda roja particular. Pero nada de nada. Todos los planes están saliendo mal. Ni Big Mom grita, ni la familia de la Yonkou está descolocada, ni nada de nada. One Piece 834 nos vuelve a plantar delante de una situación más que caótica que no tenemos ni idea de por dónde va a salir.

Big Mom descolocada

Es cierto y verdad que Big Mom es una Yonkou muy pero que muy fuerte. Posee habilidades que uno no podría imaginar. Y no solo una, sino varias. Puede drenar almas y engullirlas. También puede crear pequeños minions a base de meterles esas almas en objetos inanimados. Encima, su fuerza y su poder son más que temibles, y seguramente tiene más ases bajo la manga.

Sin embargo tiene también un par de puntos débiles muy chungos. El primero es que no controla su hambre. El segundo es que es más bipolar que un gato panza arriba.one piece 834 bege

Este punto débil es el que han querido aprovechar los piratas de Bege y los Sombrero de Paja. Sin embargo parece que han calculado algo mál. Sí, Big Mom ahora mismo está un poco KO. Pero no está como ellos querían.

Atacarla ahora mismo sería perder la oportunidad. Por un lado, pese a que siga estanto catatónica, es una Yonkou. Sus defensas naturales están presentes y un ataque como el planeado no va a funcionar. En segundo lugar sus hijos no están tampoco fuera de control. Y con Katakuri de por medio la cosa se puede poner muy chunga. Cualquiera de ellos podría parar el bazookazo que le tienen preparado.

Por eso hace falta que grite. Necesitan que ella baje sus defensas y que, de paso, se encargue de desequilibrar la balanza con ese grito quitando de enmedio a sus propios hijos.

Pero no tiene pinta de que vaya a pasar así por las buenas.

El caos de la boda

Oda está acostumbrado a mostrarnos verdaderas batallas campales. Empezamos con pequeños grupos de piratas como los de Kurokeno o Arlong. Pero poco a poco la cosa se fue desmadrando.

La primera gran batalla campal fue la de Arabasta. Pero ahí no acabaron las cosas. Vinieron muchas más. Y lo que es más importante. En ningún momento repitieron patrones. Arabasta fue una guerra civil. Ennies Lobby fue una sublevación. La Gran Guerra de Marineford fue simplemente colosal. Y en el caso de Dressrosa hubo un torneo de por medio.one piece 834 brook

Ahora nos encontramos en una boda donde hay menos aliados que enemigos. Tenemos a todas las fuerzas de Big Mom reunidas en un solo sitio. Katakuri, Oven, Sorbet… Y no solo ellos. Sin embargo, esto les ha pillado por sorpresa y se enfrentan a una situación también desconocida para ellos.

Tenemos muchos frentes abiertos. Por un lado, los Mugiwara. Pero no nos podemos olvidar de Bege y los suyos, de los soldados de Big Mom y del Germa 66. Son cuatro ejércitos distintos que se están enfrentando unos contra otros. Y los acontecimientos no dejan muy claro a dónde van a ir a parar las cosas.

El Germa 66 traicionado y fuera de combate podría darle la vuelta a la tortilla. Pero tendrían que hacer piña con Sanji. Bege está de parte de los Mugiwara… pero por ahora. Y aunque el ejército de Big Mom está en contra de Luffy y los suyos, tienen de “su parte” a algunas fuerzas enemigas, como Brulee y Caesar.

one piece 834 sanji y pudding

Es, lo que viene a ser, una verdadera locura. Puede salir por cualquier sitio. Puede haber millones de enfrentamientos y puede que no haya ninguno en particular. En un todos contra todos todo vale. Y puede que esta vez un uno contra uno no sea suficiente.

Eso es lo divertido de este momento. Eso es lo que siempre consigue hacer Oda.

Sanji y su familia

El final del episodio nos ha dejado, desde luego, algo para lo que pensar. La familia de Sanji tiene problemas. Han caído en las manos de Big Mom sin darse cuenta. Y esto les va a pasar factura.

Sin embargo, parece que el tercero de los Vinsmoke no quiere tener sobre sus espaldas el peso de la muerte del Germa 66. Le habrán hecho de todo, pero él sigue siendo él. No es uno como ellos. No es alguien más del Germa. Es Sanji, el que verdaderamente ha salido de su influencia y ha forjado su propia personalidad.

one piece 834 vinsmoke

Sin embargo, su poder estaba claramente por debajo del de sus hermanos. ¿Hasta qué punto podrá él ayudarles? Bueno, a él y a Pudding, que también anda más perdida que el barco del arroz.

A ver qué nos cuentan en el próximo capítulo, porque la cosa promete irse muy a lo loco de aquí en adelante.