Los padres que dejen jugar a sus hijos a juegos de +18 años serán denunciados en Reino Unido

Hoy en día es muy normal que chavales de menos de 18 años estén enganchados a juegos como Call of Duty o GTA, ya sea por la desinformación de los padres sobre qué juegos compran a sus hijos, porque quieren imitar a sus youtubers favoritos o por cualquier otro motivo. En Reino Unido esto se va a acabar, ya que los profesores de colegio se han puesto serios y han advertido que los padres que permitan a sus hijos jugar a esta clase de juegos serán denunciados por negligencia a la policía y a los servicios sociales. Vamos, que no es ninguna tontería.

Una asociación compuesta por 15 colegios y un instituto británicos ha escrito una carta en la que exponen todos los problemas que surgen en los niños que juegan a juegos destinados a adultos, como comportamientos sexuales prematuros e insensibilidad hacia la violencia extrema. Este es un fragmento de la carta que han escrito:

Varios niños han comentado que han jugado o visto videojuegos para adultos inapropiados para su edad y han descrito los niveles de violencia y contenido sexual del que han sido testigos: Call of Duty, Granf Theft Auto y otros juegos similares son inapropiados para los niños y no deberían tener acceso a ellos. Si permitís a vuestro hijo acceder a cualquier producto destinado a adultos nos han aconsejado avisar a la policía y a los servicios sociales por negligencia

La cosa va más allá, ya que también están advirtiendo a los padres que controlen las cuentas que los niños crean en redes sociales como Facebook o el uso de WhatsApp, ya que les puede hacer vulnerables al acoso sexual. ¿Qué opináis de estas medidas? ¿Creéis que son demasiado extremas?

Fuente: The Telegraph