Q.U.B.E: Director's Cut - Análisis PlayStation 4

Los juegos de puzles, lejos de ser el género más demandado por los usuarios, suele ser el que más sorprende para bien, y también el que, bien hecho consigue mejores resultados. Eso sí, hace falta un gran esfuerzo detrás de cada puzle y cada mecánica porque, por muy simple que parezca, todo tiene que estar bien medido.

Esto es lo que pasa con Q.U.B.E: Director’s Cut, un juego que nos recuerda mucho a Portal en su planteamiento pero no en su mecánica, y que llega a consolas (hasta a Wii U) después de haber debutado en PC con muy buenas críticas. Y es fácil entender el porqué: mecánica muy simples pero, eso sí, perfectamente implementadas.

En esta versión del título tendremos, como principal novedad, una historia y como secundaria, un aspecto gráfico algo petado. La trama no es nada del otro mundo y viene implementada simplemente por una narración en inglés que nos va contando la trama conforme avanzamos por unos pasillos entre puzle y puzle. El resto, el corazón, las mecánicas y la esencia, permanecen inalteradas.

Q.U.B.E. nos presenta una serie de salas construidas a bases de cubitos, como una rejilla de cubitos de hielo, pero sin el frío. Dentro de estos, destacarán algunos de colores. Rojos, azules, verdes, amarillos, lilas… poco a poco se irán presentando y sin ningún tipo de ayuda (ni si quiera un tutorial), tendremos que apañárnoslas para llegar a la salida.

 Y es que esta es la gracia de Q.U.B.E. Que no hay nada que no se pueda hacer con un poco de imaginación o de lógica ya que los puzles son todos de ensayo y error. Los puzles rojos, al activarlos, se desplazan hasta tres posiciones creando columnas o filas que nos van a servir, bien para ascender, bloquear caminos, crear otros, empujar elementos, activar interruptores y un sinfín de cosas más.

Los azules impulsarán todo lo que toquen tras activarlos y los amarillos, que vienen siempre en grupos de tres, se elevarán de forma distinta según los toquemos. También habrá cubos móviles o pantallas que puedan girar partes del escenario con los lilas, bolas que tendremos que llevar a un destino o interruptores a pulsar y… bueno, mejor lo descubrís vosotros.

De la misma forma que los juegos de otros géneros lo hacen, Q.U.B.E. implemente los distintos elementos poco a poco pero sin llegar a aburrirnos de los anteriores. Tras haber descubierto cómo usar el cubo rojo tendremos los azules. Antes de que nos acostumbremos a sus saltos aparecerán los amarillos y cuando crees que empiezas a pillarle el truco, los verdes, las bolas, los lilas, las diagonales, los saltos, los…

Esto es lo que hace que te quedes enganchado al juego y quieras resolver otro puzle antes de dejarlo. La novedad, esa sensación de descubrir una forma nueva de utilizar los cubos cada vez que llegas a una nueva sala que te parece tan lógica que no entiendes cómo narices no se te ha ocurrido antes.

La mayoría de los puzles, quitando los introductorios de cada cubo que suelen ser fáciles, tienen una dificultad nivel “no es que sea imbécil pero uso los mondadientes de bastoncillo de las orejas”, es decir que no nos van a martirizar demasiado. Pero sí que hay algunos que nos van a sacar un poco de quicio, esos que, aunque no haga falta ser un lumbreras para resolverlo, sí que nos harán tener que dejar un poco el mando a un lado para liberar la mente y volver a intentarlo en otro momento.

Depende de lo torpe o listo que seas, este juego te puede llevar unas cuatro o seis horitas, y teniendo en cuenta todo lo que ofrece por el precio que lo ofrece, es mucho más que recomendable. Eso sí, no busques ni cinemáticas con historia, ni tramas súper profundas ni elementos gráficos destacables más allá del tono de violeta que han utilizado en el cubo lila, que es la última moda. Es un juego de puzles, para gente a la que le gustan los puzles y que, sin duda alguna, va a disfrutar con ellos.

Q.U.B.E: Director's Cut - Análisis PlayStation 4
Q.U.B.E. es un juego para amantes del género de los puzles que destaca, sobre todo, por su sencillez y por no saturar las mecánicas con los mismos puzles una y otra vez. Habilidad y cabeza se unen para entretenernos de manera magistral en esta nueva versión para consolas.
Portal
La sencillezLa diversidad de los cubos y sus usos
7.9GENIAL
GRÁFICOS7
SONIDO7
JUGABILIDAD9
DIFICULTAD8.5
Puntuación de los lectores 0 Votos
0.0