Ride 2, primeras impresiones en PC
Ride 2 es una nueva entrega del simulador de conducción de motos de Milestone que saldrá el próximo mes de octubre en PC, Xbox One y PS4.

Ride 2 podría ser a las dos ruedas lo que Gran Turismo o Forza son a las cuatro. Un gran juego con incontables horas de entretenimiento y un reto constante para aquellos que gusten de luchar contra el asfalto. Digo que podría, porque Milestone no tiene una fama de crear productos redondos, precisamente, aunque lo que he podido probar hasta ahora es, en general, un muy buen título. Más de 170 modelos de moto, 30 pistas con diferentes configuraciones a elegir y multitud de opciones de personalización, tanto de las monturas como de los pilotos, son un buen punto de partida.

Para llegar al máximo número de jugadores y no dejar fuera a nadie, Ride 2 permite configurar la dificultad, las ayudas y la respuesta de la moto con bastantes variantes. Podemos pasar casi de una jugabilidad arcade hasta un simulador bastante exigente en cuanto a finura y precisión en la conducción.

Además, cada modelo de moto tiene su propio feeling, así que no todos pilotarán las mismas máquinas ni trazarán las curvas de la misma manera. Lástima que ahora mismo el multijugador no acaba de ir bien, pero no hay que perder de vista que sigue siendo una beta y los servidores aún no deben estar a pleno rendimiento.

ride 2 primeras impresiones pc

Lo siguiente que llama la atención es la cantidad de modos de juego que ofrece Ride 2. Además del modo online, en el que podremos disputar campeonatos y carreras independientes con gente de todo el mundo, Milestone también ha incorporado la pantalla partida local, algo de agradecer en estos tiempos del internet. Si lo que nos gusta es jugar solos, tenemos las carreras rápidas, la contrarreloj, temporadas, campeonatos y hasta carreras entre equipos. Las dos primeras no necesitan demasiada explicación, pero el resto tienen puntos interesantes. Las temporadas se forman por 8 carreras que podremos elegir entre todas las disponibles, en diferentes categorías. Si conseguimos la reputación necesaria al final de la temporada, disputaremos una carrera por invitación en la que podremos ganar un interesante premio si ganamos: una nueva moto para nuestro garaje.

Los campeonatos se desbloquean a medida que ganamos medallas en las temporadas y no son más que un conjunto de carreras también con buenos premios al final. El hecho de tener que desbloquearlas a base de ganar carreras les da cierta importancia y son una buena excusa para echarle horas y horas al juego.

Si hay algo que Ride 2 hace bien es motivarte para seguir corriendo e ir mejorando cada vez, controlando motos cada vez más potentes en circuitos cada vez más exigentes y dándote recompensas que merecen el esfuerzo. Por último, los enfrentamientos de equipos nos permite escalar una clasificación participando en diferentes carreras de 4 contra 4. Al final de la carrera se suman los puntos de cada equipo según la posición en la que terminan. Y de premio, otra moto interesante.

ride 2 primeras impresiones pc

Después de 15 horas de juego, Ride 2 sigue pareciéndome un juego muy entretenido, me quedan muchísimos kilómetros por delante y mucho por probar, pero (siempre hay un pero) creo que hay cosas que podrían haberse hecho mejor. No a nivel gráfico, porque cumple perfectamente su cometido, tanto el modelado de las motos, como las animaciones de los pilotos, caídas incluidas.

Sí se podría hacer algo mejor en el apartado sonoro, por un lado porque la música, para lo que hay, podría no estar, y por el otro, los efectos de sonido parecen demasiado genéricos. Es verdad que se diferencian las pequeñas motos de dos cilindros (mosquitos) de las bestias de gran cilindrada, no hay queja sobre los motores, pero en el ambiente se echan de menos frenazos, derrapes, golpes y demás.

En cuanto a la jugabilidad, siempre y cuando tengamos un mando, las motos se controlan bastante bien, pero rebajar tiempos de vuelta y arriesgar en las apuradas de frenada es algo que cuesta. Como es lógico, conocerse los circuitos ayuda mucho, pero como ya he dicho antes, cada moto tiene su carácter y es necesario pilotar durante un rato para saber de qué pie cojea cada una. Para mí esto es un valor añadido muy importante, porque no tendría sentido que todos los modelos se llevaran igual. Lo que me ha chocado bastante es que jugando online el comportamiento de las motos es bastante diferente, no sé si se debe al lag, pero casi todas las frenadas han acabado en una salida de pista que en carrera normales no tenía.

No sé qué fallos tenía la primera entrega de esta franquicia, solo sé que no gustó a mucha gente, lo que sí tengo bastante claro es que han aprendido de ellos y Ride 2 es un muy buen juego para los amantes de las motos. Desde un primer momento elegí la cámara desde dentro del casco, para ver realmente lo que ve un piloto, y empecé a probar todas las motos que iba consiguiendo en Nordschleife, el mítico trazado de 20 kilómetros de Nürburgring, rebajando tiempo vuelta a vuelta.

Porque eso es la velocidad, sin necesidad de mundos abiertos ni historias de película, la lucha contra el crono y contra las propias limitaciones. Siempre mejorando.