Rise of the Tomb Raider - Avance Xbox One

Crystal Dynamics y Square Enix están ya ultimando los detalles de Rise of the Tomb Raider, secuela del Reboot de la saga Tomb Raider que vió la luz en la anterior generación. Concebido como juego intergeneracional, los rumores apuntaban a que finalmente no saldría en la anterior generación, pero se desmintió y se confirmó su salida en Xbox 360, algo totalmente inentendible en pleno 2015. En esta nueva entrega encontraremos una Lara mucho más fuerte y curtida que ahora se busca las aventuras ella solita, y que poco a poco va convirtiéndose en la gran saqueadora de tumbas que fue la Lara Croft original.

El regreso de todo un mito

Aunque lo intentó con buenas entregas en PlayStation 2, Xbox e incluso en PlayStation 3 y Xbox 360, la saga Tomb Raider ya no vivía los momentos de gloria que tuvo en la primera PlayStation. Los tiempos cambian, y la fórmula que llevó a Eidos y Crystal Dynamics a lanzar 5 entregas, todas ellas de calidad sobrada, ya no cuajaba como antes. Además, también hay que echarle la culpa al amigo Nathan Drake, que reinventó la fórmula de Tomb Raider pero adaptándola a los cánones actuales, llevándolo al estrellato y consagrando Uncharted como una de las franquicias más importantes actualmente.

Ante todo este panorama, Square Enix se planteó la única solución aparente: rehacer de nuevo a Lara Croft con un reboot que oxigenara a la que fue una de las mayores heroínas de los últimos tiempos videojueguiles. La cosa cuajó de tal manera que consiguieron crear uno de los mejores juegos de la pasada generación, obteniendo sobresalientes por prácticamente todos los medios especializados y una legión de fans emocionados viendo como Lara Croft volvía por todo lo alto.

ROTTR-1

Tras unos añitos de reposo, versión del reboot para PlayStation 4 y Xbox One incluída, la Lara que conocimos en la anterior generación regresa en Rise of the Tomb Raider, secuela directa que será, por unos meses, exclusiva para Microsoft y su next gen.

La historia nos pondrá en la piel de una Lara con evidentes secuelas físicas y psicológicas tras su anterior aventura, que como bien sabréis sin ella esperarlo se vio obligada a sobrevivir en una isla plagada de enemigos armados que buscaban su cabeza. Nuestra amiga le cogió el gusto a esto de tener aventuras y explorar, y se ha pasado un año investigando sobre la existencia de entes inmortales. Sus estudios dan frutos y da con la pista de Kítezh, ciudad oculta en Rusia que se construyó a principios del siglo XIII. Según lo que explica Lara al principio, para librarse de la invasión mongola, sus habitantes rezaron hasta que finalmente la ciudad se sumergió en el fondo del agua, y hasta aquí os vamos a contar.

Intentando volver a los orígenes

Una de las primeras cosas que nos llamarán la atención al tomar los controles de Lara por Siberia es que ahora nuestra protagonista está más que preparada para la aventura. A la ropa indicada para ese tipo de clima, hay que añadir el par de piolets y un cuchillo. Está confirmado que en el juego tendremos armas de fuego, blancas de todo tipo y el regreso del arco, con la posibilidad de subirlas de nivel y mejorarlas.

En lo que respecta al inventario de objetos, Crystal Dynamics ha sabido beber de juegos de éxito del estilo de Rise of the Tomb Raider, y han creado un sistema de creación de objetos a base de reunir materiales. Podremos fabricarnos ropajes, pieles, plantas… vamos, que ni el de Bricomanía.

ROTTR-2

En lo que respecta a la jugabilidad, yo apuntaría a un acercamiento a los orígenes de la franquicia. La aventura en sí es un poco más pausada que en la precuela, dando mucha importancia al entorno y a las trampas que encontraremos en nuestro camino. Nos enfrentaremos tanto a animales como a humanos, dejándonos muchas veces libertad a la hora de afrontar estas batallas (la IA se ha mejorado de tal manera que nuestros enemigos no dejarán de buscarnos una vez nos hayan visto). Nos os equivoquéis cuando os digo que el juego será más pausado, ya que también habrá momentos de acción sin freno que no nos dejarán ni un solo momento tranquilos, que contrastan un poco con otras situaciones en las que tendremos que movernos con sigilo puro y duro. A todo esto hay que añadir la gran importancia que se ha dado a los puzles en esta entrega, lo que confirma lo que os dije antes de que Crystal Dynamics a amagado un acercamiento a las primeras entregas.

Hace unos meses nos encontramos con la noticia de que la versión para la anterior generación de Rise of the Tomb Raider había sido cancelada, y sinceramente para mí fue toda una sorpresa y alegría a la vez, pero me duró bien poco ya que fue desmentido. En pleno 2015 no se puede tolerar que el desarrollo de un juego se vea mermado por lanzar una versión recortada, caso The Phantom Pain aunque no lo quieran reconocer, y cada vez más estudios se dan cuenta de la realidad, como Warner bros con Mortal Kombat X.

Para saber si Rise of the Tomb Raider deja el mismo buen sabor de boca que su precuela, tendremos que esperar al 10 de noviembre de este mismo año, que saldrá a la venta en exclusiva para Xbox One. PlayStation 4 y PC tendrán que esperar a finales de 2016 para incarle el diente.