La Sabimaru en Sekiro: Shadows Die Twice nos ayudará a envenenar a los enemigos. Un espadazo y veremos como algunos van perdiendo poco a poco la vida. Os mostramos su localización en el castillo de Ashina.

Una de las armas más interesantes de Sekiro para nuestro brazo es la Sabimaru. Tampoco es que se puedan hacer grandes combos con ella, pero el poder envenenar a los enemigos siempre es bueno.

Pero no todos los enemigos se pueden envenenar, así que debemos utilizar la Sabimaru de forma correcta y contra los rivales que sean débiles a su veneno.

La Sabimaru está escondida en el interior del Castillo de Ashina. Allí habrá samuráis dispuestos a partirnos en dos. Podemos pasar desapercibidos hasta llegar al cofre que esconde la Sabimaru.

Nada más entrar en el castillo y aniquilar al primer enemigo, lo que tendremos que hacer es saltar al vacío. Tranquilos. Utilizad el gancho y podréis dejar de caer. Ahí preparaos bien porque podréis saltar (yo no lo consigo por ñardería del juego) encima de uno de los enemigos. A ser posible, que sea encima del samurái y no de los otros rufianes.

De todos ellos, el samurái es el guerrero más técnico y que os puede dar grandes problemas. También podemos pasar de matar enemigos. Utilizando los “petardos”, podremos hacer que los enemigos se queden momentáneamente quietos e ir directos a por el cofre.

La espada Sabimaru es un arma que se nos puede pasar por alto en nuestro viaje. Espero que el vídeo os haya servido de mucha ayuda.

Leave a Reply

Please Login to comment
  Subscribe  
Notify of