Supreme League Of Patriots o como intentar llamar la atención

No Bull Intentions, creadores de Supreme League Of Patriots, han intentado aprovechar el fiasco de Batman: Arkham Knight para ganar algo de notoriedad y presentar “a gran escala” su juego de superhéroes. Proclamándose salvadores del indefenso jugador de PC frente al continuo abuso al que se ven sometidos por parte de las grandes compañías, decidieron regalar su obra a todo aquél que hubiera comprado el último juego de Rocksteady. No les falta razón en criticar el trato que muchas desarrolladoras le dan al PC, pero todo hay que matizarlo.

Si no sabéis de que estoy hablando, castigados, que ya os lo dije hace unos días. Si por el contrario ya sabíais que yo había pedido mi copia gratis, os hago saber que el juego no es nada del otro mundo. Ya comenté que de una aventura point & click no vamos a esperar que sea consuelo suficiente por no poder disfrutar en condiciones del caballero oscuro, pero oye, no está de más conocer cosas nuevas. El problema viene cuando ves que Supreme League Of Patriots lo tiene muy difícil incluso para contentar a los habituales del género.

Bromas facilonas, ritmo lento, respuestas obvias a preguntas innecesarias y cosas por el estilo. Por ejemplo, el primer objetivo es acudir a un cásting y para ello el protagonista debe recordar dónde apunto la dirección. Una vez conseguido, necesita hacerse un mapa para no perderse y después de tan épica y emocionante aventura, se acuerda que no puede presentarse sin invitación y tiene que buscarla. Un primer cuarto de hora horrible. Porque lo normal en una aventura gráfica es que la exploración de los escenarios nos ayude a avanzar la historia, mientras que en Supreme League Of Patriots no podemos explorar, sino hacer lo que se nos pide. Además, los textos son casi infinitos y se repiten enteros si te equivocas de acción en los menús contextuales. Todos los objetos o personas con los que puedes interactuar inician un diálogo entre los personajes presentes que se hace insufrible. Y eso sin salir de la primera habitación en la que empieza el juego.

Más vídeos de GuiltyBit:

Por lo tanto, la duda que me asalta es sobre las verdaderas razones por las que No Bull Intentions ha decidido regalar su único juego al completo a tanta gente como son los compradores de Arkham Knight en PC. Dejando a un lado motivaciones éticas y morales, estamos hablando de un juego valorado en quince euros en Steam del que no van a sacar beneficio porque no tienen nada más que ofrecer a los que quieran devolverles el favor, aunque sea por simpatía. Porque creo que esa es la intención, ganarse la aprobación de bastante gente y conseguir algo más de repercusión con su próximo lanzamiento. Aunque sólo sea por ser el estudio que nos regaló su juego sin tener ninguna obligación, no como Warner Bros que no nos dio nada.

Así que, culpables todos, está muy bien que quieras aprovechar un suceso “masivo” para ganar presencia y marcarte un par de tantos con los jugadores, pero por lo que más quieras, si Milka comercializa un lote de chocolatinas caducadas no intentes compensar a los compradores con barritas de barro seco. Te vas a llevar más palos que aplausos. Pero bueno, como siempre hay que intentar sacar el lado positivo de las cosas, yo he ganado 30 céntimos vendiendo los cromos de Steam que te da el juego. Algo que también me parece digno de estudio. Si no me echan, prometo hablar más del tema, por que tiene tela.