The Legend of Korra - Análisis PlayStation 4

Platinum Games no solo vive de brujas y poses sensuales, también vive de chicas como Korra, que, aunque son igual de puñeteras que la archiconocida Bayonetta, la verdad es que es un poco más comedida en sus modales. Al menos lo que a zonas íntimas y desnudos se refiere.

ARTÍCULO ANÁLISIS the legend of korra

La leyenda de Korra es un juego que está basado en una serie de televisión con su mismo nombre y que, aunque no os lo creáis, es la secuela de una película del cine. ¿Os suena Avatar? No, la de Pocahontas azul no, la de Avatar, El Último Maestro del Aire. Pues bien, serie y película están ambientados en el mismo universo, solo que Korra, vino después del pequeño buda… o lo que fuese.

Korra es un avatar, una persona que es capaz de manejar todos los elementos a la vez. Y cuando digo elementos, no me refiero a la tabla periódica, me refiero a los cuatro elementales. Esto solo ocurre cada cierto tiempo (centenas de años, nada reseñable) lo que le convierte en alguien excepcional.

Con esta premisa, Platinum Games nos vuelve a poner en la piel de una chica guerrera que irá metiéndole a todo lo que se le ponga por el camino con un estilo arcade muy a la vieja escuela que no va a decepcionar a aquellos que se deleiten con los mamporros.

La leyenda de Korra Galeria 4

Las habilidades de nuestra anfitriona se dividirán en los cuatro elementos y cada uno estará especializado en un tipo de ataques. La tierra es la más contundente y es la que usaremos para atontar o bloquear. El fuego es, como siempre, el de meter a saco y el agua el que usaremos para enemigos distantes. Por último, el aire, que parece que está más mimado que Paquirrín, es ideal para hacer áreas y quitarnos de enmegio a enemigos que nos tengan rodeados.

Estas habilidades irán aumentando de nivel conforme las usemos que harán que aumenten las estadísticas o los combos y ataques con ese elemento. Si bien podremos especializarnos en algunas, la verdad es que Platinum Games ha tejido un malévolo plan en el que nos harán falta todos los elementos para ir con “tranquilidad” por el mundo.

Además tendremos el modo Avatar que, para que nos entendamos todos, es como un estado de Super Saiyan en el que pegaremos más, lo haremos más rápido y todas esas cosas que pasan cuando somos más chulos que un ocho al revés.

Se nota muchísimo el toque de Platinum Games a la hora de realizar los movimientos de Korra. No es que sean parecidos a los de Bayonetta, pero sí que tienen cierta similitud. Además, el bloqueo y la esquiva son tremendamente importantes, sobre todo al principio, ya que en ese momento no tendremos ninguno de nuestros poderes y seremos más inútiles que unas zapatillas de rejilla.

Además la epicidad está presente en todo momento. Bueno, menos cuando usamos a la perrosa (una especie de osa pero que se comporta como una perra) Naga, y, sobre todo con algunos de los jefes y en las fases finales, se nos pondrán los pelos como escarpias.

Pero no todo será meter de leches a los enemigos en el juego. Korra también tendrá que superar unas fases endless run con la perrosa (de aquí a que sean poco épicas) en las que tendremos que esquivar, saltar y hacer las cosas típicas de una fase de este estilo. No es que rompan el ritmo del juego, pero sí es cierto que algunas veces sobran.

También tendremos otras fases de arena, en las que Korra no peleará sola, sino en un grupo de dos personas más contra otro grupo de enemigos. Esto es una mezcla de sumo y lucha en la que tendremos que ir derrotando a los enemigos para irlos empujando hacia el agua y deshacernos de ellos.

La leyenda de Korra Galeria 2

Como veis, tenemos una gran variedad de fases, de ataques, de enemigY UNA MIERDA. Todo lo demás está bien para el juego que es, sin embargo, parece a Platinum Games se le acabó la creatividad en cuanto a enemigos se refiere porque el campo de batalla se parece más a un centro de clonación que otra cosa.

Es bastante desesperante, por no decir frustrante, ver que por más que derrotes a un maestro de un elemento, siempre vuelve a por más. Los maestros de fuego tienen bigote, los de agua, sombrero y todos los de tierra son calvos (por esa regla de tres, mi elemento es éste último…). Tampoco costaba demasiado hacer un par de modelados más por enemigo ¿no?

En cuanto al apartado artístico, hay que decir que cumple a las mil maravillas su cometido de meternos en el universo de Korra. El Cel-Shagind es bastante correcto en los personajes y los escenarios, sin embargo, eso no quita que todo sea demasiado… simple.

Se nota que le falta profundidad al juego. Muchos escenarios parecen algo vacíos y a veces son repetitivos. Como hemos dicho, los enemigos tuvieron madres que dieron a luz a camadas de gemelos, más que a hermanos. Y los combos, pese a que son variados, no son todo lo diversos que querríamos, además de no tener ataques finales dignos de elogio y es un pelín corto (aunque podamos repetirlo con dificultad mayor).

La leyenda de Korra Galeria 3

Se nota pues que es un título enfocado a los seguidores de la serie de animación, un público mucho menos exigente y más casual (por norma) que el que se puede encontrar a los mandos de un Bayonetta, por ejemplo. Por lo tanto, cumple con lo que ofrece, siempre y cuando conozcas sus limitaciones.

Gráficos: 55

Sonidos: 60

Jugabilidad: 70

Modos de juego: 70

Total: 64