Toy Stunt Bike - Análisis Nintendo 3DS

Con el auge del mercado de los videojuegos en los móviles no es de extrañar ver ports de éstos para portátiles, como es el caso de Toy Stunt Bike. ¿Habrá merecido la pena mudarse a Nintendo 3DS?

ARTÍCULO ANÁLISIS toy stun bike

Si alguno se ha parado a analizar el nombre del juego igual ya intuye de qué trata el título. Si estáis espesos no pasa nada, que os lo contamos nosotros. Toy Stunt Bike se trata de un juego donde manejaremos una moto de juguete. Así de primeras puede sonar absurdo, pero a pesar de ello nuestro vehículo cuenta con bastante potencia. Con dicha moto nuestro objetivo será superar los distintos niveles, los cuales son sin duda el mayor protagonista.

El juego se divide en varios mundos, correspondiendo cada uno con una parte de la casa, como puede ser la cocina o la habitación, entre otros. Al ser tan pequeños los objetos cotidianos se vuelven enormes obstáculos entre la meta y nosotros. De esta manera, deberemos superarlos para llegar ilesos al final, siendo la manera de esquivarlos aprender a girar correctamente la moto para que al intentar subir un cuchillo o una taza no caigamos rodando por nuestros pasos.

Puede sonar sencillo, pero cuando ves lo difícil que es hacer un caballito sin tener al segundo tu nuca en el suelo ves que la cosa no va a ser ese paseo que pensabas. Por suerte, cada nivel cuenta con varios puntos de control.

Toy Stunt Bike 1

A pesar de haber una meta, no se quedan las cosas ahí, ya que cada nivel cuenta con tres objetivos extra, siendo estos el terminar antes de un determinado tiempo, conseguir las tres banderas que hay en el recorrido y hacer unos determinados puntos, algo que logra darle un poco de rejugabilidad a cada fase.

Respecto a su duración nos encontramos una sorpresa agradable, ya que el juego está compuesto por 60 niveles, por lo que tenemos hasta 180 objetivos a superar, algo que realmente os hará sudar lo suyo.

Toy Stunt Bike 2

Toy Stunt Bike no tiene mucho jugo más, algo lógico si pensamos en él como un juego para móviles, donde la simplicidad es la clave. Sin embargo, en Nintendo 3DS la cosa cambia, ya que no solamente se queda demasiado vacío de contenido, sino que apenas aprovecha las funciones táctiles o la doble pantalla, quedando relegada una de ellas a indicar nuestros puntos, banderas y el tiempo. Esto no significa que el juego sea malo, sino que en la portátil de Nintendo hace que sus defectos destaquen de mayor manera. Si os llama la atención, lo mejor que podéis hacer es haceros con la versión móvil.

54
55
58
52