Crítica de Dragon Ball Super 02

Dragon Ball Super nos ofrece su capítulo 02. La cosa sigue arrancando de manera lenta pero entretenida.

Volvemos una semana más con la Crítica de Dragon Ball Super 02, que nos trae una promesa que aún no se había cumplida y que no nos mete aún de lleno en la trama del asunto, aunque nos deja aún un poco más liados, si cabe, que la semana pasada.

Si en el capítulo anterior nos centrábamos en la familia de Goku, con Goten, Gohan, Satan y demás por protagonistas (y un poquito de Picolo, pobrecito), en esta ocasión vamos a ver la otra familia que nos faltaba, la de Vegeta y Bulma, con el príncipe de los Saiyans y su hijo de protagonistas.

El tono del capítulo vuelve a ser otra vez un poco más humorístico que épico, y nos muestra a un Vegeta familiar… pero algo peculiar. Si os acordáis, el hombre le prometió a Trunks en su entrenamiento, que si conseguía darle un solo golpe en la cara, le llevaría al parque de atracciones. Pues muy bien, Toriyama se encara de recordarnos eso con imágenes de la serie antigua, y nos muestra el “continuará” de esa promesa, con un Vegeta de compras que, pese a mantenerse firme y cabreado, como de costumbre, nos deja vislumbrar ese cariño especial que le tiene a Trunks y a Bulma que, los pobres, ya tienen que tener paciencia, todo sea dicho. Para que luego se queje mi novio de mi.

dragon ball super 02 1

La otra cara de la moneda es el comienzo del entrenamiento de Goku con Kaito y, cómo no, nuevamente Bills, que comienza a recordar algo que soñó, y que nos suena mucho: una persona que le entretendría, alguien conocido como el Super Saiyan God. Y es aquí donde comenzamos a hacernos la picha un lío. Y de los buenos. Vamos a ver.

La semana pasada os hicimos un pequeño repaso por la cronología establecida de Dragon Ball tras la muerte de Majin Boo. En ella recordábamos que La Batalla de los Dioses ocurre años después del final de Dragon Ball Z y que aún quedaba mucho en Super para llegar a ese momento, ya que ocurría tan solo unos meses tras la gran batalla (un año a lo sumo).

Los acontecimientos que vemos en la serie nos llevan de cabeza hacia la película, pero en muy poco tiempo. Es decir, en La Batalla de los Dioses, Bills despierta y va a visitar a Kaito para preguntarle por el supuesto Super Saiyan God, y al que se encuentra allí entrenando es a Goku. En la serie, ya tenemos a nuestro protagonista entrenando con el dios y a Bills recordando a su próximo contrincante y a punto de dirigirse hacia el planeta de Kaito a preguntarle.

Además también comienzan los preparativos del cumpleaños de Bulma, que es donde ocurren todos los acontecimientos en la Tierra de la película, y ahí es donde precisamente nos lleva el próximo capítulo. ¿Significa esto que se van a reescribir los términos de la película? ¿Va a haber otro guión? ¿O vamos a empezar de nuevo con las líneas temporales alternativas? ¿Pasan de golpe tres años? Esto, por el momento es un misterio, pero sí es verdad que todo apunta a que en el capítulo 3 veremos a Goku y Bills cara a cara, aunque sea al final del mismo.

Evidentemente, esto debería de acelerar un poco las cosas, como el embarazo de Videl y el encontronazo de los Saiyans con Bills. Lo que no sabemos es si veremos algo distinto, por ejemplo, a Vegeta haciendo algo menos ridículo que en la película, o la forma … curiosa, por llamarla de alguna manera, de conseguir el modo Super Saiyan God, será distinto. Eso lo empezaremos a ver la semana que viene. Ay que ver la de líos que nos está haciendo Toriyama, a ver si se aclara un poco…

¡Ah! Y ya que estamos, os dejo de propina esta versión del opening en castellano. No, no os preocupéis, está muy bien. Y es que cada vez que lo escucho, más me engancha.