Final Fantasy VII Remake es conservador gracias a Nomura

El director asegura haber sido el freno para los cambios. Final Fantasy VII Remake es conservador según él, aunque a muchos no nos cuela.

A ver, queridísimos culpables, la vuelta de la séptima maravilla de los videojuegos ha gustado a diestro y siniestro. Eso es algo que os podemos confirmar, con pruebas y sin dudas, con nuestro maravilloso análisis que ha escrito un servidor. Sin embargo, parece que si Final Fantasy VII Remake es conservador, se debe a que el mismo Nomura ha echado el freno a sus becarios intensitos.

Pues según relata el menda en Famitsu, el hacedor de los horribles Kingdom Hearts no ha tenido nada que ver con los cambios más importantes del remake. El mismo se defiende diciendo que ha sido el «freno» ante la insistencia de meter más cambios sugeridos por otros miembros del equipo. Sinceramente, todos conocemos a este señor edgy que viste como un quinceañero con cierta tendencia a crear multiversos de multiversos donde hay había multiversos. Así que no cuela, Nomura, pero las palabras oficiales son las palabras oficiales, así que esto se queda en una desconfianza del servidor al que no debéis hacer mucho caso.

Es más, parece que hubo consenso desde el principio con la idea de que solo fuese Midgard y con el transcurso de la historia principal. Las diferencias llegaron en el «cuánto» y no en el «cómo» de los cambios. Y si queréis un dato interesante, Nomura ha dicho que los fantasmicos (los ecos del tiempo) solo pueden verlos aquellos que han tenido contacto con Aeris. La madre que lo parió.