No Man's Sky: Origins

Hello Games lanza la expansión No Man’s Sky: Origins

Por si no teníamos territorio de sobra por explorar, No Man’s Sky: Origins nos trae kilómetros de nuevos planetas para recorrer.

El juego de Sean Murray continúa con su epopeya espacial a velocidad de crucero. En el momento de su lanzamiento, tuvo mucha polémica por incumplir más de una promesa. Menos mal que sus desarrolladores han seguido mejorando la experiencia e intentado crear el título que querían desde el principio. De esta manera hemos recibido ya varias expansiones como Beyond, Next o Desolation. Todas ellas han conseguido expandir la experiencia de juego de múltiples maneras. Y con No Man’s Sky: Origins, ya tenemos otra más.

Hello Games no se ha rendido con su epopeya espacial y a base de mucho trabajo, el título es prácticamente otra cosa muy diferente a lo que tuvimos en su lanzamiento. Y desde hoy mismo junto al parche 3.0, nos llega una nueva actualización de contenido que expande enormemente el ya de por sí vasto universo del juego. Además y como ya es habitual, de manera totalmente gratuita para todos.

Esta última expansión llega cargada de contenido, para que nuestros viajes espaciales resulten de todo menos aburridos. El más notorio de estos cambios sin duda, será la inclusión de millones de nuevos mundos inexplorados. Todos ellos con una flora y fauna renovadas, por lo que nos encontraremos cientos o miles de nuevas combinaciones de criaturas y vida silvestre alienígena. Eso sí, se mantienen intactos los planetas ya existentes.

También se ha retocado la apariencia de las nubes dotándolas de mayor calidad, y creando así más variedad de tipos de cielo. Estos ahora, coincidirán con las condiciones atmosféricas actuales del planeta. Por otra parte, toda la interfaz de usuario ha recibido un lavado de cara enorme, con nuevos colores y estilos que consiguen modernizar la antigua estética.

Como ya os hemos comentado, tenemos No Man’s Sky: Origins disponible desde ya mismo para su descarga sin coste alguno. Nuestro viaje está lejos de terminar.

Allons-y!