personajes de Cyberpunk 2077

Lore Cyberpunk 2077: ¿Quién es quién en esta aventura futurista?

En tu travesía por Night City has conocido a mucha gente. Hoy os hablamos del lore de aquellos personajes de Cyberpunk 2077 más importantes.

Buenos días, edgerunner. Si has llegado hasta aquí será por dos cosas: te has terminado la última obra de CD Projekt y algunos personajes te han guiñado lo suficiente como para querer saber más de ellos o buscas profundizar en este distópico universo junto con los otros textos de lore. Sea como sea, prepárate, porque aquí te va una buena biblia sobre los personajes de Cyberpunk 2077 más icónicos y trascendentes en el acervo.

personajes de Cyberpunk 2077

Johnny Silverhand – De soldado al Rockerboy más influyente

Si has estado atento a los tráiler del juego (como mínimo) sabrás de sobra que es la figura más importante de todo el universo Cybrpunk. Johnny Silverhand, interpretado por el mismísimo Keanu Reeves en el videojuego, nació el 16 de noviembre de 1988 bajo el nombre de Robert John Linder. Una vez cumplió la mayoría de edad se alistó en las Fuerzas Armadas Americanas y no tardó en saltar a la acción. A inicios del año 2000 estalló el Conflicto de América Central. Se trata de una de las guerras que más desgaste y despilfarro de recursos ha supuesto para Estados Unidos, perdiéndose muchas vidas entre pocas victorias vacuas y muchísimas derrotas.

Hastiado de la estupidez del conflicto y la corrupción que asolaba al núcleo de poder de su país, Johnny desertó del ejército tras haberse hecho un renombre y haber perdido a muchos amigos -e incluso su brazo, reemplazado por su icónica prótesis plateada-. Esto le provocó un severo trauma que le empujaría a odiar a las Mega Corps y a sumergirse en la filosofía de los «edgerrunners» (anarquistas anticorporacionistas que siguen el estilo de vida cyberpunk). Johnny cambió el rifle por la guitarra, formando la banda de rock Samurai junto con su amigo Kerry Eurodyne. Mediante la música trató de desahogar  toda su ira, creando, sin quererlo ni beberlo, una tendencia musical que arrasaría en el mundo, catapultando a su banda a lo más alto de la historia de la música.

Sin embargo, en 2013 la Mega Corp Arasaka extrajo (secuestros «legales» que hacen las Mega Corps para adquirir personal a la fuerza) a su novia y le dejan al borde de la muerte. Esto motivaría a Johnny a pasar de nuevo a la acción.

personajes de Cyberpunk 2077

Se cree que Johnny es un embrante en 2077, ¿será cierto?

El secuestro de Alt Cunningham provoca que Johnny retome sus instintos militares y decida atacar a los megalómanos japoneses. Para rescatarla, Johnny monta un concierto gratuito y multitudinario delante de las oficinas de Arasaka, instigando al público a atacar a la compañía. Dado que abrir fuego contra civiles de forma indiscriminada daría una imagen mala para los medios, Johnny aprovechó el jaleo para infiltrarse en el complejo junto con Rogue, una de las mejores Solo de la zona y Thompson, un media con muy buenos contactos que también buscaba la caída de Arasaka. No obstante, cuando Johnny encuentra a su novia conectada a la Red, la extrae sin saber que había sido víctima de un virus que separa el cuerpo de su alma, el Soulkiller (o almicida).

Creyéndola muerta, Johnny entra en un estado de ira permanente contra Arasaka, que culminaría en 2023. Durante la cuarta guerra corporativa, Johnny participa en el asalto final de la torre de Arasaka. Consigue penetrar en el núcleo, ayudado por algunos antiguos amigos y el apoyo de la fusión militar entre el ejército de Estados Unidos y Militech, para dejar una cabeza nuclear activa que haría desaparecer el complejo. Sin embargo, durante la huida se topa con Adam Smasher, quien lo parte en dos y termina con su vida…

O eso parecía, porque en 2077 lo volvemos a ver con las mismas ganas de dar guerra a Arasaka, ¿qué ha sucedido para que siga con vida? Para descubrirlo te toca jugar al videojuego, culpable.

personajes de Cyberpunk 2077

Rogue – Una leyenda de las calles antes y ahora

La leyenda de Rogue Amendiares empezó a forjarse a inicios de los años 2000 y en 2013 ya era toda una figura famosa en las calles. Junto con su compañero, Santiago Aldecado, Rogue era una de las mejores Solo que cualquier fixer podía contratar. Ambos personajes eran expertos en su trabajo, ya fuesen como escoltas de un corpo millonario, espionaje corporativo así como desenfundar sus revólveres y dejar un lago de sangre con cientos de víctimas.

Rogue también fue novia de Johnny Silverhand y aunque debido a la vida de excesos del segundo la relación terminó erosionándose, siguieron siendo buenos amigos hasta el final. Tal es así, que cuando Johnny planeó infiltrarse en las oficinas de Arasaka para rescatar a su actual novia, Alt Cuningham, Rogue no dudó en echarle un cable. Tampoco dudó en hacer lo mismo en 2023, cuando Johnny la contrató para atacar la Torre Arasaka. Sin embargo, la muerte de su amigo supuso un duro revés para ella, quien colgaría las pistolas para retirarse de su vida de mercenaria.

En 2045 montaría su propio negocio, un bar de ambiente llamando Afterlife, donde se encargaría de negociar trabajos entre Solos y clientes, es decir, a ejercer de Fixer. Su reputación era tal que no le costó demasiado convertirse en la Fixer más importante de todo Night City. Su influencia la seguimos viendo en 2077, donde los golpes más sonados en las noticias suelen ser encargos en los que ella misma ha metido mano de una u otra forma.

personajes de Cyberpunk 2077

Alt Cunningham – Una mente maravillosa que colapsó al mundo

Altiera Cunningham era una apasionada de la cultura que se estaba germinando en la Red. Desde joven ya se interesó por los entresijos de la misma y se obsesionó con la idea de la «vida» que las personas podían desarrollar dentro de este mundo virtual. Eso le llevó a convertirse en una netrunner muy profesional a la cual no le costó demasiado encontrar un buen puesto de trabajo en Corps bien pagadas. No obstante, su habilidad como programadora era tal, que su ambición le llevó a experimentar con la creación de vida inteligente en la Red.

En la época que trabajaba tranquilamente y cómodamente para ITS Corporation, una Corp creadora de protocolos de seguridad para la Red, desarrolló el programa conocido como Almicida (Soulkiller). Esta aplicación tenía como objetivo separar la mente del cuerpo humano del netrunner, permitiéndole viajar libremente por la Red como una entidad inteligente sin necesidad de mandos o protocolos.

Esto interesó, por sus aplicaciones militares, a Arasaka, quién no dudo en extraerla en 2013 dejando a su novio, Johnny Silverhand, malherido en el proceso.

Aún en su forma embrante, Alt consiguió rescatar a otros como ella y crear un lugar seguro en la Red para ellos.

El conglomerado japonés obligó a la netrunner a mejorar su Almicida para convertirlo en un arma que acabase con los cuerpos físicos de sus objetivos a la par que esclavizase sus mentes en prisiones de la Red para ser torturadas más adelante. Después de varias versiones, con el Almicida Version 2.o, Arasaka creía que ya tenía su arma definitiva terminada y lo usó directamente con ella.

Esto hizo que Alt se convirtiese en un Embrante (IA que antes era un ser humano) haciendo creer a Johnny que había muerto de verdad. No obstante, Alt consiguió huir dentro de la Red y organizarse con Rache Bartmoss para atacar a Arasaka dentro de la misma. Este suceso sería uno de los puntos que provocaría el acaloramiento de la 4º guerra corporativa.

Yorinobu Arasaka – La oveja negra de la familia

Saburo Arasaka dio vida a 3 hijos y cada uno era más especialito que el anterior. El dueño de una de las Mega Corps más importantes de la historia buscaba que su legado quedase para la posteridad, sin importar el qué. Por ello, convirtió a su hijo mayor, Kei Arasaka, en el CEO de su compañía, ya que respetaba y seguía las mismas tradiciones que su padre, pero siendo un corpo todavía más agresivo y despiadado. Aunque esa cualidad hizo que la 4º Guerra Corporativa se tornase a una sangrienta Guerra Mundial que le costaría la vida en 2023.

Por otro lado, el pequeño de los 3 hermanos era Yorinobu, un estudiante de empresariales de buen corazón e inocente. Cuando su padre le puso al tanto de como se financiaba la compañía y las atrocidades que esta cometía para cimentar su poder, Yoronibu se reveló contra su padre y renegó de la familia Arasaka. Abrazó la cultura del edgerunner y fundó la bostergang Dragones Plateados, que atosigarían a Arasaka como avispones con continuos ataques terroristas y asaltos a sus oficinas en Japón.

El odio que profesaba Yorinobu a su padre y su empresa era tal, que le llevó a participar en el asalto final a la Torre Arasaka en 2023. El mismo dio apoyo en los netrunners en la Red para acabar con las defensas virtuales del complejo, sin embargo, una versión mejorada del Almicida (la versión 3.0) consiguió darle caza, matando su cuerpo físico y encerrando su engrama en una prisión virtual, que más tarde quedaría aislada tras la destrucción de la Red por los protocolos de Rache Bartmoss.

Más tarde, en 2045 se revelaría que el engrama era de un doble. Yorinobu conspiró en secreto contra Arasaka hasta conseguir liderar la facción Taka de la empresa con fines misteriosos. Los mismos puede que se revelen en 2077.

Rache Bartmoss – El Dios de los netrunners

Rache es de esa clase de genios que nace uno cada 100 años. Ya desde niño, era capaz de conectarse a la Red y elaborar sencillos programas de rastreo, análisis e inclusos virus de toda índole (como los famosos Demons, protocolos de pirateo que siguen usándose en 2077). Conforme pasaron los años, su obsesión con la Red, de sentirla como un lugar idílico donde el ser humano podría evolucionar a un nuevo estatus, le llevó a odiar a muerte a las Mega Corps y todo lo relacionado con ellas. Rache Bartmoss era el icono más puro que podemos conocer de un Cyberpunk, pues anteponía incluso ver una Corp en llamas a su propia vida.

Fue el causante de que muchas Corps acabasen en bancarrota o extinguidas por sus protocolos y virus. Vacilaba a los Netwatch (policías que perseguían criminales en la Red), dejaba en evidencia a cualquier Corp de cyberseguridad e incluso consiguió aislar ciertos fragmentos de la Red para formar paisajes locales donde esconder datos e incluso gente que fuese perseguida por Mega Corps.

Como era obvio, toda Corp con un mínimo de poder le temía y buscaba hacerle desaparecer. La misma Arasaka, después de invertir muchos recursos y esfuerzos, consiguió dar con sus cuerpo real en 2021, escondido en un basurero del yermo. Los japoneses dispararon un cañón orbital que borró del mapa el basurero con Rache al completo. O eso se creía.

Una figura tan legendaria de la Red, muerta por malatender su cuerpo físico…

La muerte real de Rache se produjo años mas tarde, muriendo simple y llanamente por desatender su cuerpo humano. Era una persona paranoica y no confiaba en nadie, lo que desembocó a que no dejase a nadie manteniendo su equipo de netrunning mientras él seguía conectado por horas, días y meses. Sin embargo, Rache era demasiado hábil como para desaparecer aunque su cuerpo real lo hiciese. Programó una contramedida llamada R.A.B.B.I.D.S, capaz de crear copias de su engrama hasta el infinito con el objetivo de ir corrompiendo la Red poco a poco.

En cuestión de pocos meses, acabó corrompiendo la Red al completo, destruyendo todo el ecosistema conocido, lo que históricamente se conoce como el DataKrash. En 2077 aun siguen sintiéndose los daños que provocó, siendo la Red un entorno en pañales comparado con lo que se conocía en los años 20.

Adam Smasher – El ciborg sanguinario de Arasaka

Adam empezó siendo como todos los demás, un cyberpunk que no tenía donde caerse muerto. Después de pasar una vida de problemas, por culpa de un padre que le pegaba y una madre adicta a los narcóticos, Adam desarrolló una personalidad violenta que solo encontraba placer pisando a los demás.

Un día se le iluminó la bombilla y decidió alistarse en el ejército para contentar su lado psicópata. Y tanto que le vino bien. Adam rápidamente se forjo un nombre por llevar a cabo -y con éxito- las misiones más sanguinarias que otros no podían por revolvérseles las tripas. No obstante, cuando el conflicto con Centroamérica llegó a su fin, Adam se quedó en paro y volvió a las calles.

No fue un problema para él. Rápidamente se sumó a la carrera de Solo y sus dotes psicópatas, potenciadas ahora por su experiencia militar, le hizo subir la reputación como la espuma. Tal fue así que Arasaka rápidamente se interesó por él y pasó a estar en su nómina, casi de forma permanente, encantados con su estilo visceral que jamás dejaba un cabo suelto (y con vida).

Pero esto hizo que Adam se ganase muchos enemigos. Durante un encargo de Arasaka, le tendieron una trampa y lo acribillaron hasta dejarlo casi muerto.

Se conoce públicamente que Adam Smasher sigue trabajando para Arasaka en 2077, ¿cómo ha sobrevivido?

Arasaka aprovechó la oportunidad y recuperó su cuerpo, proponiéndole una interesante oferta: darle un cuerpo totalmente cibernético, a cambio de un contrato vitalicio con la compañía, o dejarlo morir tal y como estaba. Adam no se lo pensó dos veces y aceptó la oferta, pues su cuerpo le daba igual y ser un cyborg le permitiría ejecutar sus matanzas sanguinarias a un nuevo nivel.

Gracias a su nuevo cuerpo, no tardó en convertirse en el activo militar más importante de Arasaka y una leyenda entre los Solos, solo por debajo del legendario Morgan Blackhand, quién sería su eterno rival.

Durante el asalto final a la Torre de Arasaka en 2023, Smasher se encargó de proteger el núcleo, hecho que supuso el fin de la vida de Johnny Silverhand, pero la presencia del mismísimo Blackhand nubló su juicio y se enfrentó a él en un duelo interminable. Ambos solos se enzarzaron en un violento duelo que no finalizó hasta que la explosión nuclear borró el recinto con los dos mercs intercambiando disparos.

Morgan Blackhand –  El Solo entre Solos

El concepto de Solo alude a mercs (mercenarios edgerunners) que venden sus servicios a Fixers para ganar dinero siendo buenos en lo que sea. Sin embargo, quién dio sentido al término no fue otro que Morgan Blackhand, pues era un merc que solventaba cualquier encargo, da igual lo turbio o complicado que fuese, sin nada más que sus armas y su presencia. Pues la fortaleza de Morgan no residía en tener cyberwire (implantes) o armas más grandes que el resto, sino en ser el más inteligente y pragmático cyberpunk que hubiese en las calles.

Su estilo limpio, que no dejaba un rastro de cadáveres al menos que fuese estrictamente necesario, le llevó al puesto número 1 entre los Solos de Night City. Todo Fixer y cliente habido y por haber se peleaba por sus servicios. Entre sus múltiples encargos solventados con éxito, Morgan rescató a Eurodyne cuando fue raptado por una bostergang, salvando al rockerboy sin un rasguño. Esto le llevó a entablar una fina amistad con el músico y que serviría para que el merc se sumase a los intereses de Johnny Silverhand en el asalto final a la Torre de Arasaka en 2023.

Se cree que murió tras la explosión nuclear de la Torre Arasaka, batiéndose en un duelo contra el ciborg Adam Smasher, llevándose la explosión a ambos mientras seguían enzarzados entre disparos. No obstante, se han registrados múltiples avistamientos de un hombre corpulento con un brazo negro ónice en 2045, circulando el rumor de que es un agente especial del gobierno al servicio directo del Presidente de los Estados Unidos.

Kerry Eurodyne – La corrupción de la fama

Kerry era uno de los mejores amigos de Johnny Silverhand. Cuando este dejó el ejército, la pasión y talento que ambos desbordaban por la música les llevo a formar la banda Samurai, la cual se convirtió en el grupo más influyente y famoso del mundo. No obstante, así como Johnny sentía las letras y composiciones como un arma con la que alentar al público a liberarse del yugo capitalista de las corporaciones (algo que le llevó incluso a desintegrar el grupo cuando no le llenaba) Kerry acabó separándose de esa aspiración paulatinamente.

Cuando la banda se disolvió en 2013, dando su último concierto delante de las oficinas de Arasaka, Kerry no tardó en buscarse las castañas y toda discográfica de renombre se peleaba por él. No en vano, era uno de los Rockerboys más influyente de su época. No tardó en asentarse con uno contratista rico que le dejaría seguir en solitario con letras de su propia cosecha. Al inicio componía siguiendo el estereotipo de Samurai, pero no tardó en dejarse influenciar por las Media Corp, haciendo temas comerciales de letras vacías pero que vendían millones por segundos.

Quien empezó con un espíritu bélico contra las Mega Corps con su música, terminaría siendo un pelele de ellas y con gusto. De hecho, paso a vivir de okupa en quedadas con su público, en apartamentos y caravanas de mala muerte, a comprarse una finca en Westbrook, la zona rica de Night City. Pese a convertirse en aquello que juró destruir, Johnny jamás le echó en cara escoger este camino, es más, contó con él para hacer un concierto de «reunión» tras muchos años, en 2023, horas antes de que el legendario Rockerboy muera en la Torre de Arasaka.