2K Australia cierra y sus desarrolladores se quedan en la calle

2K ha decidido hoy mismo que no ganan suficiente dinero y ha anunciado el cierre de su filial en Australia. El estudio justo acababa de terminar su participación en Borderlands: The Pre-Sequel. Por el momento, todos los trabajadores han perdido su empleo.

La noticia la recogió primero Kotaku Australia y durante unas horas 2K no hizo comentarios al respecto. No obstante, finalmente la compañía ha acabado mandando un comunicado oficial a algunos medios anglosajones confirmando la noticia. La excusa es la de siempre: reducir costes a toda costa. En el comunicado también se puede leer que se dedicarán a estudiar posibles reasignaciones para los trabajadores afectados “siempre que sea posible”. De momento, la realidad es que todos se han quedado sin trabajo.

2K Australia tiene una larga trayectoria con Bioshock, ya que han sido codesarrolladores de Bioshock 2 y Bioshock Infinite. También aportaron su granito de arena en Borderlands: The Pre-Sequel, que se lanzó a finales del año pasado. Su historia se remonta hasta el año 2000, cuando fue fundado por Irrational Games, que también cerró sus puertas el año pasado por decisión del propio Ken Levine, la principal figura del estudio.

Los juegos son unos productos de entretenimiento únicos, pero muchas veces no nos damos cuenta de todo lo que hay detrás. Despidos, explotación laboral, mucho empleo estacional… Demasiada mierda para la que quiere convertirse en la industria del siglo XXI.

Fuente: Kotaku | Polygon