Análisis de Granblue Fantasy: Versus para PC - Glamour Medieval

Arc System Works vuelve a la carga con un nuevo juego de lucha. Comprobemos qué tal está leyendo nuestro análisis de Granblue Fantasy: Versus.

Si estabais ansiosos por degustar un nuevo título de lucha, estáis de suerte. Hoy os traemos el análisis de Granblue Fantasy: Versus para PC. Se trata nada más y nada menos que de otro fighting game de la tan querida Arc System Works, hacedores de ese Dragon Ball FighterZ que tanto os gusta. ¿Y por qué es tan especial, os estaréis preguntando muchos?

Por si el sello de Arc System Works no fuese prueba suficiente, Granblue Fantasy Versus es la apuesta de Cygames de penetrar en Occidente con su universo medieval tan rico y lleno de matices. Granblue Fantasy nos narra el clásico conflicto de guerras entre reinos, poderes más allá del control humano y figuras caballerosas que se plasman como héroes curtidos en mil batallas.

Suena interesante, ¿a qué sí? Pues esta entrega de lucha supone una secuela del juego original, uno que aconteció en navegadores y móviles hace ya unos años, y de forma exclusiva en Japón. Esto quizás supone un punto negativo para la trama, ya que es algo confusa al venir rodada sobre unos hechos que desconocemos. Aun así, esta es entretenida y se disfruta como si fuese un shonen de toda la vida.

Beat em up y el género fighting se dan de la mano con el Modo Rol

La forma en la que se desarrolla esta historia es mediante el Modo Rol. Esta curiosa modalidad -para tratarse de un juego de lucha- se irá desglosando por capítulos que tendremos que ir superando en una suerte de Beat em up. Siguiendo la estructura de escena visual novel – combate – resolución, iremos desbloqueando personajes jugables, trajes para ellos, armas con su correspondiente sistema de gestión y hasta dinero, que podremos invertir en la tienda de Cartocielo o emplearlo para subir más rápido de nivel a nuestros héroes.

Jugablemente funciona genial, adaptando el sistema de combos y ataques especiales del juego base para que no tengamos que acostumbrarnos a dos formas de juego diferentes. Sinceramente, creo que funciona mucho mejor que el de muchos beat em up originales. Además, podremos jugarlo de forma cooperativa, tanto offline y online, para que los combates se hagan más livianos.

El punto donde más brilla, a mi juicio, es en el combate contra jefes. Aquí tendremos que esforzarnos más, incluso llegando a dominar las habilidades activas como la curación o el aumento de ataque, para que no nos pillen por sorpresa. Los jefazos, a menudo personajes del roster original, tendrán una barra de salud bastante grande y una de aguante. Si llenamos la segunda, a base de golpearlos, entrarán en una especie de modo frenesí que potenciará su daño y agresividad. Sin embargo, si les seguimos golpeando hasta bajarle la barra, se quedarán paralizados un buen rato y serán más vulnerables a nuestro ataque final.

análisis de Granblue Fantasy: Versus

Las armas que consigamos en el Modo Rol podremos mejorarlas con dinero y cristales, que potenciarán sus habilidades.

Lucha artesanal para todos los públicos

Y es que el sistema de combate es una delicia. Obviamente, Arc System Works tiene mucha experiencia encima desarrollando videojuegos de lucha, con FighterZ, GuiltyGear o Blazblue a sus espaldas, los japoneses han decidido crear aquí un sistema más agradable con el neófito, pero que tiene una profundidad absoluta si nos convertimos en jugadores dedicados. De hecho, los ataques especiales podremos hacerlos de dos maneras. La primera, pulsando R1/RB más una dirección, o por contra, haciendo medialunas y pulsando un botón. Cabe destacar que siguiendo el segundo modelo, podremos concatenarlos con samples y combos básicos, para así realizar auténticas virguerías, potentes tanto en lo visual como en la parte práctica.

La gracia de estos ataques especiales reside en que tienen cooldown. Esto quiere decir, que no podremos espamear siempre el mismo, si no que tendremos que ir pensando, de forma estratégica, cuándo usarlos y cómo usarlos. Aparte de estos, tenemos el ataque final, que se ejecuta pulsando RB/R1 y una medialuna. Esto nos consumirá la barra de poder, que tiene que estar al 100% y serán técnicas que harán un daño masivo. Si tenemos poca salud y la barra se vuelve de color azul, podremos ejecutar una segunda técnica final más poderosa, añadiendo el botón A/X a la combinación.

Además, cada personaje posee un ataque especial único, desarrollado con medialuna/RB/R1 y A/X, que no consume coooldown. Huelga decir que los personajes son todos muy diferentes y tienen su forma de jugar. Mastear uno no significa que sepas controlar al resto. Dominar este juego como un maestro conlleva su correspondiente carrera de muuuuuchas horas de juego.

El roster de luchadores es más bien escaso. Solo 11 contendientes estarán disponibles con el juego base.

Modos clásicos para desarrollarnos como luchadores

Todo esto podremos experimentarlo en los diferentes modos que trae el videojuego. Aparte del Modo Rol, que a buen seguro será el que más horas nos chupará, tenemos Combate en Solitario, que sería el clásico Arcade donde tendremos que ir escogiendo rivales hasta completar 8 rondas, Combate Local, donde nos pelearemos con un amigo o contra la CPU en combates singulares, Entrenamiento, para practicar por libre con nuestros personajes favoritos y Entrenamiento Táctico, donde aprenderemos los pormenores del videojuego además de los combos más complejos de cada héroe.

Por supuesto, no faltan modalidades online. Siguiendo el sistema de salas que conocemos de juegos previos de Arc System Works, podremos crear las nuestras privadas o unirnos a otras públicas, separadas por regiones. Aquí podremos escoger un avatar en forma de chibi y tendremos que citarnos con los demás jugadores en las máquinas recreativas para empezar a combatir. Claro está, tenemos la opción de combate amistoso o de ranking, donde nos apostaremos puntos que determinarán nuestro rango dentro de dicha modalidad.

Los combates que he podido disputar, tanto con amigos como contra jugadores de todo el mundo, han funcionado genial. Cero lag, poco tiempo de espera entre un combate y otro y nada de delay. Si queréis solo centraros en la faceta online, Granblue Fantasy: Versus está bien cimentado como para que no tengáis que preocuparos de nada.

Los ataques finales gozan de escenas de una calidad visual que quitan el hipo.

Animación artesanal de una calidad abismal

Pero ojo, culpable, que gráficamente tampoco se queda atrás. Arc System Works también es conocida por crear modelos estilo anime de una calidad intachable, siendo a veces, incluso superior a las obras homónimas de la televisión. En Granblue no han escatimado esfuerzos para que luzca increíble. Algo que podemos contemplar con las cinemáticas del Modo Rol, las intro y outro de cada personaje y, por supuesto, en los ataques finales, donde echan toda la carne en el asador.

El rendimiento también es magistral, corriendo el programa a 60 frames por segundo en todas las áreas. Eso no quita que Arc System Works siga prefiriendo eso de capar las escenas y cinemáticas a 30 FPS. Todos los juegos de esta compañía, sean en PC o consola, congelan la tasa de frames en estas partes. No entiendo a qué razón atiende esto, pero hay que reconocer que en lo de afectar a la jugabilidad, pues no afecta. Aun así, molaría mucho poder disfrutar a 60 cuadros los ataques finales, pero bueno.

Relacionado con esto, si nos centramos en la versión de PC, tenemos que reconocer que está bastante bien optimizado. Las opciones que nos deja manipular son más bien pocas, pero con un PC de gama media ya podremos maximizarlo todo. No es broma, el juego luce de infarto para lo poco que exige de nuestra máquina. No estaría mal que incluyese más opciones, como poder trabajar con el renderizado de la resolución, pero con lo que trae es suficiente para que el juego corra en cualquier PC que se precie.

Melodías que nos distraen de combatir de los buenas que son

Por último, hablaros de la banda sonora. Queráis que no, el apartado sonoro en los juegos de Arc System Works es muy importante, ya que cuentan con Daisuke Ishiwatari, uno de los mejores compositores y conocedores de la cultura del Metal en Japón. En el caso de Granblue Fantasy Versus, el compositor que está detrás de sus canciones tan majestuosas no es otro que Yasunori Nishiki, el mismo que puso melodías a Octopath Traveler.

Ya os imaginaréis que el duo Daisuke y Yasunori dio lugar a una banda sonora tan potente, que es un lujo el poder escucharla. La mezcla de temas electrónicos y metaleros nos disparará la testosterona. Más los temas cantados, como Existence, que nos ponen los pelos de punta de lo cuidados que están, os lo prometo.

En cuanto al doblaje, podemos ponerlo en inglés o japonés, teniendo un trabajo más pulido el segundo. Seiyuus conocidos y que hacen una gran labor de interpretación embelesarán nuestros oídos. Por lo demás, deciros que el juego nos llega traducido al castellano con un nivel notable, algo curioso tratándose de un juego de perfil bajo de Arc System Works. Os recuerdo que el único que nos ha llegado traducido de los mismos ha sido el FighterZ.

Muchos personajes secundarios los conoceremos gracias a su peso en las escenas del Modo Rol.

Granblue Fantasy: Versus es la alfombra roja de la franquicia a occidente

Pues que os puedo decir tras haberos leído todo el análisis. Granblue Fantas: Versus es otra joya parida por Arc System Works que nos ha dejado anodadados. Combates de calidad, muy cuidado en lo audiovisual, modos bien resueltos e interesantes y un online que funciona como un reloj suizo.

Lo único decepcionante es el roster de personajes, con pocos luchadores (aunque llegarán más gracias al Fighter Pass) y se echan en falta modos clásicos, como un survival o un time attack. Salvando esto, estamos ante un fighting game sobresaliente al que espero que la scene competitiva sepa darle un hueco.

Análisis de Granblue Fantasy: Versus para PC
Oceano de Fantasía
Granblue Fantasy: Versus supone la entrada de este magnífico universo a occidente con un juego de lucha más que sobresaliente. Te interesará tanto si te atrae su estética como si eres fan del género fighting.
Cunde
Un Modo Rol extenso, cargado de historia y con muchas recompensas.
Maravilloso tanto en lo visual como en lo sonoro.
Jugabilidad adaptada a todo tipo de público.
No Cunde
11 personajes de tirada inicial nos sabe a poco.
Pocas opciones gráficas manipulables.
La historia es bastante confusa al ser secuela de un juego exclusivo de Japón.
9
Épico