Princesas, brujos malvados y reinas guerreras. Todo eso y más, al más puro estilo cuento de hadas ha dado lugar a este análisis de Tsioque.

A día de hoy, los juegos de estilo Point and Click suelen escasear. Hay casos excepcionales, claro está, como los Broken Sword. Sin embargo, son una rara avis, que sin embargo, suelen gustar al público más acostumbrado a la lógica que a la acción desenfrenada, teniendo un grupo de seguidores muy específicos. Hoy, por tanto, toca complacer a esos seguidores, así que allá va el análisis de Tsioque.

Una princesa con ganas de guerra

Este título, que recibe el nombre de su princesa protagonista, nos sitúa en una época medieval. En ella, habita un próspero reino gracias a la increíble monarca que en ella habita. Sin embargo, la partida de ésta para batallar a fieros enemigos presagia el principio del desastre. Aprovechando la partida de esta, el malvado mago real, da comienzo a su plan. Haciendo gala de sus tremendos poderes, pone a todo el mundo bajo sus leyes.

Eso incluye a la princesa Tsioque, la cuál no se quedará roque. Haciendo gala de su audacia, pondrá fin a la magia. Una princesa siempre debe velar por su reino, aunque parezca un infierno. Aquí comienza nuestra misión, liberando a la princesa de su prisión. ¿Lograremos darle un buen final, o sufriremos contra nuestro rival?

Bueno, ya está bien de la prosa. Lo cierto es que el momento acompañaba, pues así es como se nos narra el principio de la aventura. La ambientación que genera, por tanto, desde los primeros compases, es fantástica. Nos transporta inmediatamente a un mundo de magia y hechicería. Dan ganas de ayudar a la princesa Tsioque a desenmascarar al malvado mago, el cuál muestra el alcance de sus poderes desde el primer momento. No se va a andar con chiquitas.

Toqueteando cada recoveco del castillo

Construida ya una narrativa sobre la cual revolotear como cualquier pajarillo, toca lo importante: usar el cerebro. El órgano del que fanfarroneaba tanto nuestro amigo Sherlock Holmes será primordial para completar esta aventura. Como todas las aventuras Point and Click, vaya.

Aunque claro, si eres muy observador no tendrás problema alguno. Realmente la dificultad de este título se basa en la capacidad de atención e imaginación de los jugadores. Yo tengo que reconocer algo, más de una vez me quedé atascada. Lo gracioso era frustrarme pensando “pero ahora que hago”, quitar el juego, irme a hacer otra cosa y entonces caer al recordar un evento anterior en el título. Y eso me dejaba una sensación agradable, porque realmente lo había tenido ahí delante todo el rato. Es bastante gratificante.

Pese a ello, creo que algún que otro acertijo podría haberlo sacado con mayor facilidad. El motivo no era sólo mi rapidez mental, sino los controles. Hay determinadas zonas en las que tienes que hacer movimientos muy concretos, pudiendo llevarte a tener que afinar mucho para hacerlo correctamente. Pero estos son los menos, la verdad, y apenas hay un par de este estilo. El resto mantienen el estilo de “toca aquí, a ver que pasa, usa lo que tengas a mano, y, si no, ve a mirar por ahí”.

Con el estilo de una princesa

Tengo que reconocerlo, el estilo de dibujo de Tsioque, la primera vez que lo vi, no es que fuera santo de mi devoción. A primera vista, la princesa se notaba bastante tosca, llamando más la atención los enemigos y el propio hechicero, cuyo aspecto impone respeto, tal y como he comentado antes. Sin embargo, eso se pasa a los pocos minutos de juego. El ver la cara de cabreo de Tsioque durante la mayor parte del juego me hizo relajarme más que otra cosa.

Porque sí, la princesa está cabreada por toda esa situación y se nota. El ceño fruncido es su seña de identidad, aunque no duda en cambiar su rostro en determinados momentos, que no son dibujos estáticos. Pasado, por tanto, ese primer rechazo inicial , más personal que otra cosa, el estilo artístico se disfruta bastante. Mayormente, se usan diseños planos, en 2D, con un coloreado que recuerda enormemente al estilo cartoon.

Principalmente, con este estilo creo que destacan más los entornos y enemigos que la princesa en sí. Sí, ya se que he dicho que al final me gustó, pero una cosa no quita a la otra. Los enemigos, con sus caras negras y picudas narices, cuentan con un diseño que entra por los ojos. Destacan con luz propia, quizás siendo lo detallado de sus atuendos lo que logra esto.

Por su parte, el entorno, como he comentado, está bastante trabajado. A fin de cuentas, se trata de un título en el que es importante cada elemento en pantalla, y la escasez de estos o la falta de detalle serían un importante punto en contra. Pero nada, Tsioque cuenta con todo lujo de detalles, digno de aquellos aficionados a los juegos de “busca las siete diferencias”, por nombrar algo.

La música también sabe acompañar este peculiar cuento, la cual, aunque no es especialmente brillante, sabe amenizar el entorno de manera correcta, dándole el toque necesario a cada escena. Cuando esta falta, el protagonismo lo toman los efectos sonoros, los cuáles, para que engañar, son lo suficientemente variados para darle dinamismo al conjunto. Aunque sea algo tan simple como los pasitos de Tsioque por los pasillos empedrados.

Conclusiones del análisis

Tsioque es una aventura tierna, que intenta narrarnos una historia apelando a nuestra parte más infantil. A fin de cuentas, nos traslada a un mundo mágico nada más damos pie a esta aventura. El juego es bastante amigable, sin llegar a ser un referente en el género por una cosa u otra. Digamos que, simplemente, está bien, se disfruta, su final encandila, pero no es de ese tipo de juegos que te marcan para toda la vida. Lo que no quiere decir que sea malo, ya que su función, la de entretener, la cumple bien.

De hecho, casi podría decirse que me ha molestado la longitud del juego. Puede que darle más tiempo hubiera sido alargarlo inútilmente, pero cuando te lo estás pasando bien, unas escasas tres o cuatro horas se pasan volando. Y eso que me he quedado dándole vueltas a más de un puzzle.

Artículos relacionados

Análisis de Tsioque: Las aventuras de una pequeña princesa
Aventura bien hilada e interesanteDiseño de entornos y personajes detalladosSu final
Corto, se nos ha hecho cortoRealmente, no supone un gran reto para amantes del género
7.6Nota Final
Diversión7.5
Jugabilidad8
Gráficos8
Sonido7
Puntuación de los lectores 1 Voto
8.0

Leave a Reply

Please Login to comment
  Subscribe  
Notify of