Monster Hunter tendrá una película hecha en Hollywood

Monster Hunter es una de las sagas más exitosas de Campcom a lo largo y ancho del mundo, especialmente en Japón, donde devoran con fervor todos y cada uno de los títulos lanzados al mercado. Cada Monster Hunter clásico nace bajo la premisa de cazar enormes bestias e ir mejorando armas y equipo para así poder… cazar bestias más grandes que nos faciliten mejores armas y equipo para así poder caz- os hacéis una idea. Tal es el éxito de esta base jugable que le ha granjeado a la saga numerosas secuelas y ahora todo apunta a que el siguiente paso es el cine: Monster Hunter tendrá película creada en Hollywood.

Monster Hunter tendrá una película hecha en Hollywood

Por lo visto Capcom tiene planes más ambiciosos con la saga que la típica adaptación con imagen real, habitual en territorio nipón y llamada habitualmente live action. Ryozo Tsujimoto, productor de Capcom, anunció en el Tokyo Game Show que, efectivamente, una película sobre Monster Hunter se va a realizar en Hollywood. Imagino que en Capcom habrán llegado a la conclusión evidente, ¿si el juego vende como rosquillas para qué limitarse a una live action hecha por y para japoneses? Allá vamos, Hollywood.

Monster Hunter tendrá una película hecha en Hollywood

Como decía antes, no es para menos. La saga de cazadores y monstruos arrasa allá donde va. Da igual la plataforma en la que salga ya que, aunque sólo sea por Japón, el juego vende maravilla. No es de extrañar que le crezcan secuelas del tipo más y mejor continuamente o que se produzcan diversos spin-off, como el próximo Monster Hunter Stories, con el cual Ryozo Tsujimoto dijo que no había relación con la película de Hollywood.

Monster Hunter tendrá una película hecha en Hollywood

Aunque no hay datos específicos para situarnos un poco ni una fecha para estreno o tan siquiera lanzar un teaser, la producción de la película es ya una realidad. Y no es la primera vez que Capcom decide aventurarse a Hollywood, ahí tenéis Resident Evil y sus múltiples secuelas. Juzguen ustedes mismos, señores míos.